Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Real Zaragoza

David Rodríguez, el goleador del Alcorcón que pudo ser zaragocista

El ariete del Alcorcón, con 15 goles, es el cuarto mejor de la liga. Paco Herrera lo quiso hace tres años, pero Pitarch prefirió a Roger y Henríquez

Paco Giménez. Zaragoza Actualizada 19/04/2016 a las 09:19
Información sobre el pretendido fichaje de David Rodríguez por el Real Zaragoza publicada el 23 de junio de 2013.HERALDO DOCUMENTACIÓN

David Rodríguez es el gran peligro del Alcorcón, rival del Real Zaragoza el próximo domingo en La Romareda (19.15) y que camina de la mano de los aragoneses en la clasificación, sexto con los mismos 52 puntos que los aragoneses. El ariete del cuadro madrileño, con 15 goles anotados, es el cuarto en el ranquin de artilleros de la Segunda División, solo superado por el ilicitano Sergio León (20 tantos), el cordobesista Florin Andone (18) y el ovetense Toché (16). El principal referente zaragocista en la faceta goleadora es Ángel, que solo suma 8. En la campaña pasada, David Rodríguez ya hizo 20 dianas con la camiseta amarilla del club alfarero.

Este treintañero delantero toledano (nació en Talavera de la Reina) pudo haber sido zaragocista hace tres veranos, cuando con 27 años pertenecía al Celta de Vigo y acababa de jugar cedido en el Sporting de Gijón en la división de plata, equipo en el que cuajó un buen año y marcó 13 goles en 37 partidos disputados. Paco Herrera, entonces recién llegado al banquillo del Real Zaragoza tras haberse consumado el descenso a Segunda, sugirió al también recién aterrizado director deportivo, Jesús García Pitarch, la posibilidad de fichar a David Rodríguez. El entrenador conocía perfectamente al delantero centro pues lo había dirigido en su etapa en el Celta. En el club de Balaídos, Rodríguez ya había acreditado 17 y 9 goles, respectivamente, en sus dos temporadas precedentes en Segunda (8 había marcado en su estreno como celtista, antes de irse por un año al Almería y regresar de nuevo a Vigo). Paco Herrera quiso traer al Zaragoza a un especialista en la categoría, a un goleador que aseguraba trabajo y un buen número de tantos a una delantera desnuda tras el desmantelamiento del equipo de Primera.

Pero Pitarch desmontó esa opcion en cinco minutos. No le interesaba David Rodríguez porque en su equipaje como ejecutivo de nuevo cuño del Real Zaragoza ya traía los dos delanteros de su gusto, de su área de influencia en el escaparate de agentes y representantes. El primero fue el valenciano Roger (21 años), que llegó, como Pitarch, de la capital del Turia cedido por el Levante. El segundo, en un vínculo con los fondos de inversión internacionales con radicacion en Inglaterra, fue el joven chileno Henríquez (19 años), también prestado, en este caso por el Manchester United. Dos emergentes futbolistas en edad muy tierna, que prácticamente iban a debutar en el ámbito profesional con regularidad (Roger contaba con unos pocos minutos en el primer equipo granota, pero pertenecía a la plantilla del filial de Segunda B; y el sudamericano solo había participado en el equipo B del United).

Las conversaciones que Paco Herrera había establecido con David Rodríguez y su entorno para conocer su situación y su predisposición a venir a golear al Real Zaragoza fueron en vano. No tuvieron ninguna continuidad porque el máximo responsable de la gestión deportiva en ese conflictivo año -Pitarch- no le prestó ninguna atención a esta opción servida en bandeja por el entrenador.

Como ya publicó en su día HERALDO DE ARAGÓN, con el desvanecimiento del posible fichaje de David Rodríguez por el Real Zaragoza, se perdió la oportunidad de contar con un delantero que ya había acreditado en Segunda 14 goles en un años en el Salamanca; 34 en el Celta en tres temporadas; y 13 en el Sporting de Gijón en el año inmediatamente anterior. Y que, además, había debutado en Primera con el Almería.

Tras no cuajar su salida del Celta rumbo al Zaragoza ni a ningún otro de los clubes que lo pretendieron, la negativa de David Rodríguez a abandonar el club gallego -que acababa de subir a Primera- derivó en que se mantuviera su ficha en la plantilla celeste y no se ejecutase su traspaso finalmente. Eso sí, contó muy poco para el entrenador céltico, que ese año fue Luis Enrique, el actual preparador del FC Barcelona. Apenas lo alineó en 5 partidos hasta Navidades, por lo que Rodríguez buscó salida en el mercado invernal y acabó el curso en el Brighton inglés, donde jugo 10 partidos y marcó un gol. Tras este capítulo, el Alcorcón lo captó el año pasado y está fundamentando en sus goles los éxitos deportivos de las dos últimas campañas.

Paco Herrera, en una entrevista concedida a HERALDO, hablaba de David Rodríguez como "un jugador nacional experto, no un experimento, que trae el gol en su ADN ya que lo avala su currículum en Segunda". El delantero toledano es fruto de la cantera del Atlético Madrid, en el que jugó hasta edad senior en el filial de Segunda B, siendo compañero de camada del exportero zaragocista Roberto Jiménez, David Silva, Jurado o Markel Bergara, entre otros jugadores de alto rango internacional en estos momentos. En el Celta, formó dupla atacante con un incipiente Iago Aspas.

Tal vez por desgracia para el Real Zaragoza, tan necesitado de gol tanto en aquel primer año en Segunda como en esta tercera temporada en la serie B española, David Rodríguez nunca jugó en el club aragonés aunque Paco Herrera intentó que así fuera. García Pitarch lo impidió y el Alcorcón, a posteriori, se aprovechó de las condiciones innatas del talaverano para fabricar goles en las porterías rivales. El próximo domingo, los zagueros zaragocistas tendrán trabajo extra para anular su habitual efectividad.
Más información







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo