Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Huesca provincia

Triunfo vasco en la ultra de Canfranc

Ion Aspiroz y Jaione Sasieta se imponen en la prueba reina de 100 kilómetros de distancia y 8.848 metros de desnivel.

Rubén Darío Núñez. Canfranc Actualizada 12/09/2016 a las 08:35
Ion Aspiroz (1º) y Toni Blanco (2º), a su paso por Collarada, el techo de la ultra con 2.886 metros.Fernando Sánchez

La ultra Canfranc-Canfranc, que presume de tener los “100 kilómetros más largos del mundo” con sus 8.848 metros de desnivel positivo acumulado, emulando la altura del Everest, cumplió este fin de semana los pronósticos con la victoria de uno de los favoritos, el corredor vasco Ion Aspiroz, que ya había ganado este año la Emmona de 130 km y 10.000 m de desnivel, incluida en el mismo circuito de Alpin Ultras que la carrera canfranquesa.

Aspiroz (Hoka One One Spain) marcó un crono de 17 horas y 41 minutos, con 50 minutos de ventaja sobre el asturiano Toni Blanco (Club de Montaña de la Guardia Civil), que no pudo revalidar el triunfo del año pasado. Completó el podio Nacho Cabal (UME) con un tiempo de 19 horas y 23 minutos. Un centenar de corredores habían salido a las 5 de la madrugada al ritmo de la conocida canción de Barricada ‘Solo quiero ser más rápido que ellos...’.

El vasco llegó a la meta de Canfranc entre lágrimas y “vacío”, pero muy feliz “porque no había preparado en toda mi vida una carrera con tanto empeño como esta porque después de ganar la Emmona y fallar en Valls d’Àneu (la tercera prueba del circuito Alpin Ultras con  92 km y 7.300 metros de desnivel), tenía ganas de sacarme la espina”, declaró. Además, después de haber entrenado este verano en Canfranc “ahora ves que compensa y que merece la pena”. Aspiroz mantuvo un duelo con Toni Blanco hasta mitad de carrera. “Hemos ido juntos disfrutando de las subidas y las bajadas, pero a la hora de apretar, ha hecho calor y cada uno ha cogido su ritmo. Ha sido un sinvivir hasta la meta porque no sabía si venía cerca”, explicó.

En féminas, la victoria de la prueba reina fue para Jaione Sasieta (Goierri Garaia), que invirtió 25 horas y 59 minutos. Le siguieron a bastante distancia Sara Codina (29h54’), del Centro Excursionista San Vicenç de Castellet, y Mónica Guilera i Sala (30h13’), del CEP.

El sábado también se dio la salida a las otras tres pruebas de la carrera. En la 80K, con 6.850 metros de desnivel, solo había hombres inscritos y la victoria fue para Michel Gilcou, que completó la prueba en un tiempo de 15h22'. Le secundaron en el podio Manu Muñoz (15h40’) y Alberto Ramajo (15h42’).

Además, en la maratón de 43 kilómetros de distancia y 4.000 metros de desnivel, que celebraba su décimo aniversario, el triunfo se decidió al esprín, en el que se impuso Pablo Villalobos por apenas 9 segundos sobre José Luis Beraza tras 6 horas y 15 minutos de lucha. El tercero fue Kiko Navarro con un tiempo de 6h31’.

En mujeres, Aitziber Osinalde fue la mejor con un tiempo de 7 horas y 55 minutos y dominando la prueba con gran autoridad de principio a fin. Mónica Romero fue segunda con un crono de 9h14’ y Pilar Crespo entró tercera con 10h48’.

Finalmente, en la prueba de 16 kilómetros, el triunfo fue para Santi Mezquita, con 2 horas y 4 minutos, y Mónica Mena, con 2 horas y 38 minutos. El podio masculino lo completaron Lartaun Rodríguez (2h09) y José Antonio Mena (2h12), y el femenino Sarah Ugarte (2h41) y Nuria Bermejo (2h55).

El programa de carreras se había abierto el jueves con un novedoso Kilómetro Vertical de Descenso con 966 metros de desnivel negativo donde se impuso el joven canfranqués Raúl Criado, campeón de España promesas, por delante de Sergio Pensado y Biel Rafols. En féminas, Nieves Hernández subió a lo más alto del podio seguida de Marta Palau y Esther Fernández.

El director de la carrera, Álex Varela, se felicitó de que el tiempo finalmente les había acompañado y por primera vez no habían tenido que recurrir a ninguno de los recorridos alternativos que se habían diseñado por seguridad. Y es que el año pasado, una fuerte tormenta de granizo y rayos obligó a interrumpir la prueba reina y a evacuar a 60 corredores. “No hemos tenido ninguna incidencia meteorológica, solo los accidentes habituales en estas pruebas y aun así bastante pocos. Además, no ha habido apenas corredores que hayan llegado fuera de control, lo que significa que la gente que ha venido estaba más preparada que el año pasado”, destacó.
 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual