Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Televisión

Del instituto de 'Salvados por la campana' a la abogacía en 'Franklin & Bash'

El bufete de abogados vuelve con su tercera temporada en EE.UU. mientras que España se estrena este martes la segunda en el canal AXN White.

Antonio Martín Guirado. Los Ángeles (EE.UU.) Actualizada 02/09/2013 a las 17:43
0 Comentarios
Imagen de promoción de la serie 'Franklin y Bash', a la derecha Gosselaar

Mark-Paul Gosselaar se convirtió en un icono televisivo para millones de adolescentes con 'Salvados por la campana', un papel, el de Zack Morris, que le condenó a ser encasillado hasta que fue rescatado para productos adultos como 'NYPD Blue', 'Ganando el juicio' y "'ranklin y Bash'.

"No sabía lo que hacía por aquella época ni cuánto dinero estaba ganando", dijo Gosselaar, de 39 años, en un reducido encuentro con medios internacionales.

"Simplemente era un crío y me lo pasaba genial. Estaba en la escuela. Aquello no era trabajo para mí. Todos estábamos muy verdes pero lo cierto es que nunca había dedicado tanto tiempo a algo como a aquella serie. Tenía responsabilidades, pero solo me di cuenta de que estaba frente a mi carrera cuando terminé de rodar", añadió el intérprete.

"Veo a los actores jóvenes de ahora y siento mucho respeto. Ven el potencial y la importancia de lo que hacen desde el principio. A mí me daban un guión y lo hacía de forma seria, pero sin el esfuerzo que le dedico ahora", comentó este actor que se hizo popular junto a compañeros de reparto como Mario López, Dustin Diamond, Tiffani-Amber Thiessen y Elizabeth Berkley.

"Por entonces no había paparazzi y nadie tenía teléfonos con cámaras. Nada de lo que hiciera iba a ser escrutado públicamente. Ahora a gente como Justin Bieber se les castiga por ser niños. La verdad, me siento afortunado de que no me tocara esta época", afirmó.

Pícaro, granuja, atrevido, ligón... Su Zack Morris dejó huella, sobre todo en su carrera. Tanto fue así que no logró hacer olvidar esa imagen hasta muchos años después, cuando un par de productores se la jugaron simplemente por su talento interpretativo, más allá del recuerdo que había legado en 'Salvados por la campana'.

"Pasé tres años, desde 1994 hasta 1997, en que iba a 'castings' y todos pensaban que era rubio, cuando nunca lo fui. No debieron darse cuenta de que estaba teñido. Claro, como era tan natural... No llegué a estar resentido, pero sí decepcionado porque no eran capaces de verme de otro modo. Por suerte todo cambió", manifestó.

Tras protagonizar algunas películas para televisión, su carrera adulta comenzó con la serie 'Policía de Nueva York', de la mano de Steven Bochco, con quien repetiría posteriormente en 'Ganando el juicio'.

Ahora Gosselaar se encuentra volcado con 'Franklin y Bash', cuya segunda temporada se estrena este martes en España a las 21.20 por el canal AXN White. En EE.UU. se terminó de emitir la tercera temporada a mediados de agosto.

Los protagonistas de la serie, Jared (Breckin Meyer) y Peter (Gosselaar), son dos abogados contratados por un alto cargo de un bufete para dar nuevos aires a la compañía.

Instalados en sus nuevos puestos de trabajo en la empresa Infeld Daniels, continuarán agitando el panorama con una gran variedad de clientes tan excéntricos como desafiantes en unas historias por donde desfilarán actores como Jane Seymour, Beau Bridges o Malcolm McDowell.

"Hay muchas series de abogados pero esta es especial por la relación entre los protagonistas. Yo venía de interpretar a otro abogado en 'Ganando el juicio' y no quería repetir, pero aquí el aspecto legal pasa a un segundo plano" indicó el actor. "Lo fundamental es la química entre los personajes", agregó.

Tras tres temporadas juntos, Gosselaar y Meyer se han hecho inseparables tanto dentro como fuera del plató. Cuando no ruedan, se van de vacaciones juntos con sus respectivas familias. Todo fue cuestión de suerte en el "casting", según apuntó el intérprete.

"No nos conocíamos pero desde el principio nos caímos bien. A veces te llevas bien con la gente pero no tienes mayor relación fuera del plató. Ya sabes, diferentes personalidades o estilos de vida. Nosotros tenemos mucho en común y eso nos ayuda en el set. Eso es bueno porque paso más tiempo con él que con mi esposa", afirmó Gosselaar, quien para el futuro no descarta producir e incluso dirigir.  







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual