Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Zaragoza

Vandalismo y olvido en el programa municipal 'Esto no es un solar'

Varios espacios recuperados muestran de nuevo un aspecto degradado. Este año no se ha invertido en ellos, a pesar de haber una partida presupuestaria.

19/08/2012 a las 06:00
25 Comentarios
Uno de los solares de la calle San Blas.A. M. B.

Las buenas ideas de poco sirven si no gozan de continuidad. Esta máxima se podría aplicar al programa 'Esto no es un solar', puesto en marcha en 2008 con el objetivo de recuperar -a bajo coste- espacios degradados de la ciudad, especialmente en algunos puntos del casco histórico de la capital aragonesa.

Cinco años después, más de la mitad de estos rincones muestra un aspecto deteriorado tras haber sufrido actos vandálicos y estar en el punto de mira de algunos vecinos con conductas incívicas. De este modo, hay plazas que se han convertido en un improvisado basurero, en el que se puede encontrar desde cascos de botellas hasta pañales –como ocurre en el rincón ubicado en el número 182 del Coso bajo-. En este mismo espacio hay que andarse con cuidado, ya que algunos dueños de perros del barrio dejan que sus mascotas hagan sus necesidades en la arena del suelo. Además, el fuerte olor a micción no invita precisamente a sentarse en los bancos rotos de este terreno intervenido en el año de la Expo.

En la calle Arcadas, en la Magdalena, se ubica otro de los primeros proyectos del equipo de trabajo de la arquitecto Patrizia Di Monte. Desafortunadamente, como explican Fabián y Carlos, dos vecinos uruguayos del casco histórico zaragozano, "lleva cerrado al menos dos años, desde que comenzaron las obras en el edificio de al lado". Obras a medio hacer que han inutilizado un espacio clausurado con una mesa de ‘ping-pong’, material de obra, y numerosas pintadas adornando las paredes.

También cerrada, aunque mostrando un mejor estado de salud, está la cancha de baloncesto de la calle Palafox. Peor cara tienen algunas esquinas de la plazoleta de la calle San Agustín, llenas de basura, colillas y vómito. Este espacio, en el que según explica Dolores, vecina de la zona, "siempre está lleno de críos", guarda asimismo restos de viejas bicicletas.

En la zona de San Pablo, otra de las que goza de mayor número de intervenciones, es común ver las pistas de Casta Álvarez llenas de niños y jóvenes jugando un interminable partido de fútbol o de baloncesto. Sin embargo, deben tener cuidado, especialmente los más pequeños, con las vallas que los rodean, resquebrajadas a lo largo de todo el perímetro.

Las calles de las Armas y de San Blas suman dos solares recuperados cada una. En los números 91 y 92 de la primera se ubican una plaza relativamente descuidada, con el forro de poliespan de algunos bancos arrancado, y un huerto urbano. Este último, gestionado por entidades del barrio, goza en estos momentos de un buen estado de salud.

San Blas muestra la cara y la cruz del programa. Mientras la pista de petanca del número 94 está en buenas condiciones –apenas hay algo de suciedad en una de las esquinas y un pequeño agujero en el suelo de otra-, el conjunto ajardinado del número 53 está completamente olvidado, con la vegetación muerta, las maderas del espacio central destrozadas y el suelo lleno de restos de botellón. El sistema de riego por goteo, además, ha sido totalmente reventado por los vándalos. Igual que ocurre en el Coso, el suelo está minado de desechos de perro y de micciones.

El de San Blas es, sin duda, uno de los terrenos peor cuidados de toda la ciudad, si bien comparte ese dudoso honor con el de la calle Mayoral. Ha desaparecido la red que servía de protección por la noche, quedando las dos mesas de ‘ping-pong’ al alcance de cualquier paseante con malas intenciones, y las paredes están repletas de ‘graffiti’. El suelo, igual que ocurre en otros puntos de la ciudad, está repleto de todo tipo de basuras y es complicado ver a ningún niño o mayor disfrutar de este rincón.

La margen izquierda aprueba con nota

Mejor cuidados, aunque con matices, están los solares del Actur, Vadorrey y el Arrabal. Junto al edificio de la CREA, se dispone un amplio parque que, aunque no muestra grandes deficiencias, ha sido ‘adornado’ por varios sprays. Además, también sirve de pipican para algunos canes de la zona y le faltan varios tablones de madera que hacían las veces de delimitador, por lo que se puede acceder al solar anexo, que está en muy malas condiciones. Esto supone un peligro para los niños. El otro espacio recuperado, en Gómez de Avellaneda, se encuentra en buenas condiciones.

También conserva un buen aspecto la intervención que se realizó junto al embarcadero de Vadorrey. A pesar de no estar vallada no ha sufrido actos incívicos, y solo se puede reprochar que algunos maderos del suelo del solárium estén sueltos y crezca vegetación entre ellos. Es, sin duda, uno de los puntos que mejor se ha integrado en la ciudad.

En la confluencia de la plaza del Rosario con la calle Jorge Ibort, se alza el único ‘Esto no es un solar’ del Arrabal. Siempre llenos de niños, los columpios de la zona no han sufrido el ataque de los gamberros y su estado de conservación es  óptimo.

Partida de 400.000 euros

En los últimos presupuestos aprobados por el Consistorio zaragozano consta una partida de 400.000 euros reservados para el programa. Hasta el momento no se ha movido un solo céntimo y el Ayuntamiento no confirma si se llevarán próximamente a cabo obras de adecuación, realmente necesarias en algunos puntos.


  • meaculpa20/08/12 00:00
    Es verdad que no vale de nada invertir si luego no lo mantienes, como vienen siendo la norma. Per supongo que no será el Ayuntamiento el que tira pañales lllenos de caca en el solar de San Blas, ni será el Ayuntamiento el que se mea en los bancos de madera, ni el que deja abanadonadas las cacas de sus perritos. Eso es cosa de los guarros de los vecinos que allí viven, deberiamos de concienciarnos los ciudadanos que es nuestra obligación consrvar y no dañar los bienes públicos, y llamar la atención o denunciar a los vándalos.
  • moises20/08/12 00:00
    En ROSALES DEL CANAL sufrimos el olvido municipal de forma sistematica. El "potrero" se reduce a un trozo de asfalto con 2 porterias, una valla rota, una puerta desencajada y sin alumbrado, ni vestuario, ni luz electrica.No ha venido un empleado municipal desde que lo abrieron. Solo tienen en cuenta el barrio para regalar su solar a la iglesia evangelista del cuerpo de cristo remar para que ponga un macrocentro de rehabilitacion con capacidad para 2500 personas al lado del colegio.
  • SIGUENSIENDOSOLARES19/08/12 00:00
    pues eso, que SIGUENSIENDOSOLARES, por mucho que los pinten de colores, y como buen solar, se llena de porquería el espacio público no sale de la nada, y lo que tiene que estar construido no se puede dejar vacio el programa estonoesunsolar solo ha servido para tirar el dinero en la mayor parte de los casos, y permitir y consolidar una práctica de solares vacios en el casco urbano, que deberían ser viviendas, equipamientos públicos, etc y si el propietario no quiere edificar, expropiación ¡¡¡¡ 
  • Pablo Polo19/08/12 00:00
    Una realidad social incontestable, se nos dan servicios y mejoras que muchas veces no nos merecemos, es cierto que los mantenimientos dejan mucho que desear, pero,? ¿Qué ocurre con nosotros? ¿Nos merecemos lo que nos entregan? Sr. Alonso, ¿Qué pasa en su sector? Y queda demostrado que la implicación vecinal en el Margen Izquierda es un ejemplo y una realidad social que se mide en positivo en muchos aspectos.
  • Vecino19/08/12 00:00
    AV Vadorrey. Vuelve a leer lo que he escrito y verás que tú solito te lo has dicho todo.
  • moises19/08/12 00:00
    El "potrero" , por llamarlo de alguna forma porque no tiene ni siquiera alumbrado, de ROSALES DEL CANAL tiene la valla y la puerta rota. Nadie del ayuntamiento se ha preocupado ni ha pasado por aqui desde que lo abrieron. 
  • maria19/08/12 00:00
    partiendo de la base que en muchas zonas el mantenimiento es pésimo, no todos los trabajadores tienen el mismo grado de responsabilidad y de ganas de hacer bien su labor,  luego los ciudadanos pecamos de incivismo en un alto grado,  muy poca gente recoje las heces de los perros, muchos dejan la basura en la calle en vez de meterla en el contenedor, aunque hay que reconocer que aproxi¡marse a los contenedores da asco,............las plazas  y zonas verdes estan llenas de desperdicios, colillas, pipas, bolsas, etccccccc,  mucho nos quejamos, pero no ponemos nada de nuestra parte para conservar las cosas bien.
  • francho19/08/12 00:00
    Moises, pues si la valla y la puerta está rota en Rosales, como en la mayoría de sitios, es porque alguien las rompe, y sabes porque las rompen, porque es más fácil romper la valla para ir a buscar la pelota que dar la vuelta y salir por la puerta, que estos ojitos lo han visto, yo he tenido muy claro siempre que lo que a la gente no les cuesta nada no lo cuidan, ¿es un problema de educación? si, pero este problema viene arrastrandose desde hace muchos años, en mi casa mis hijas saben desde pequeñas que los restos de los bocadillos, helado, chuches etc, se tiran en la basura, que los parques se cuidan porque los pagamos entre todos, y que a según que horas no se hace ruido porque los vecinos tienen que descansar porque mañana madrugan para ir a trabajar. Por lo que deberíamos de preguntarnos sii vale la pena volver a gastar dinero reparando lo que algún vandalo ha roto, o vale la pena invertir ese dinero en educación, yo lo tengo muy claro, ni un céntimo más para los salvajes, un saludo
  • Otra mas19/08/12 00:00
    Queda demostrado q la actitud incivica de los ciudadanos es la q marca la pauta. Esta claro q el ayto tiene su parte de culpa, pero no tiene ninguna, cuando son los propios vecinos, a los q se supone q benefician estas actuaciones, los q dejan desde basuras, y todo tipo de desperdicios caninos, o los q destrozan el mobiliario urbano puesto allí. Muchas veces Sr. Alonso antes de invertir para salir en la foto hay q invertír en educar al personal...mucho menos vistoso me temo. 
  • multicultural19/08/12 00:00
    Resumen: en todas partes se mantienen bien excepto en el casco y la madalena. Integración? jajajaja
Ver más comentarios


Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo