Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Huesca

​El Obispado de Huesca respeta la decisión de suprimir la presencia de concejales en los actos religiosos

Podrán asistir de forma particular, sin símbolos que los acrediten.

Europa Press. Huesca Actualizada 30/03/2016 a las 20:14
El alcalde, Luis Felipe, recibe un ramo de albahaca en el rincón del JerezanoRAFAEL GOBANTES

El Obispado de Huesca ha manifestado su respeto a la modificación del Reglamento de Protocolo y Ceremonial aprobada este martes, 29 de marzo, en la Comisión de Relaciones Institucionales del Ayuntamiento de la capital oscense por la que los concejales no podrán asistir a actos religiosos, como misas y procesiones.

Este cambio ha recibido el voto a favor de los grupos del equipo de gobierno municipal, PSOE, Cambiar Huesca y Aragón Sí Puede, mientras que Ciudadanos se ha abstenido y los concejales del PP, que se han manifestado en contra, se han ausentado de la votación por entender que las formas y los tiempos no se han cumplido. Esta aprobación deberá ser refrendada en el pleno del Ayuntamiento de Huesca de este viernes.

El nuevo reglamento señala que el Ayuntamiento no asistirá a ningún acto religioso, declinará invitaciones y no organizará actos confesionales y los concejales y trabajadores municipales podrán acudir de forma particular, pero sin símbolos que los acrediten y sin privilegios, como el lugar que ocupen.

El Vicario de la Diócesis de Huesca, Nicolás López, ha explicado que "desde el obispado transmitimos nuestro respeto a la decisión que ha tomado el Ayuntamiento", acerca de la que "no nos gustaría que se creara una división" en la ciudad porque "las decisiones que se adoptan en las distintas instituciones son siempre para el bien de la sociedad a la que representan".

La Archicofradía de la Vera Cruz de Huesca también ha expresado su respeto por la decisión municipal y ha apuntado que seguirán invitando a la corporación a los actos que promueva. El lugar que ocuparán los concejales, si asiste alguno, lo decidirá la propia archicofradía por ser la organizadora.

En representación de la misma, José Luis Gómez, ha considerado que "hay que respetar la institución del Ayuntamiento y sus decisiones" y "nosotros seguiremos actuando como siempre", de forma que "cuando llegue el momento, se les invitará, como siempre". Sobre la colocación de los invitados, "nosotros somos los que lo designamos, no nos va a decir el Ayuntamiento que aquí no puede ir uno u otro".


En contra

La Cofradía de Loreto ha expresado que no comparte la decisión del consistorio, según ha manifestado su prior, Santiago Pardo. "No nos gusta", ha dicho, si bien el acto de homenaje a la Cuna de San Lorenzo que celebra no se verá muy afectado por ella puesto que la corporación ya no acudía con bandas y el alcalde lo hacía con bastón de mando.

No obstante, Pardo ha precisado que la modificación del reglamento sí que afectará a la romería del Primero de Mayo, que organiza el Cabildo Catedralicio y Municipal, que "ahora no vendrán bajo mazas".

El prior ha opinado que al homenaje a la Cuna de San Lorenzo, patrón del municipio, acudirá "el que quiera porque concejal se es las 24 horas del día", aunque "perderá un poco ese significado de que es la ciudad de Huesca la que asiste al lugar donde nacieron los padres del santo".

Por su parte, el coordinador del grupo de trabajo 'La herencia de la Universidad de Huesca', Pablo Cuevas, ha mostrado sus dudas sobre la nueva situación y ha recordado que el Ayuntamiento de la ciudad es una de las instituciones organizadoras del Totta Pulchra, que es el oficio de vigilia de la Inmaculada que se celebra anualmente en la catedral la tarde del 7 de diciembre.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual