Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Accidentes de montaña

La jueza imputa a los monitores de la menor fallecida al despeñarse en el cañón de Añisclo

Los tres jóvenes declararán como investigados por un presunto delito de homicidio imprudente.

Elena Puértolas. Huesca 12/09/2016 a las 06:00
Algunos menores del grupo fueron evacuados en helicóptero hasta el polideportivo de Aínsa.Javier Broto

La titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Boltaña ha citado como investigados –figura procesal con la que ahora se denomina a los imputados– por un presunto delito de homicidio imprudente a los tres monitores del grupo Scouts Escolta Xaloc de Sabadell (Barcelona) al que pertenecía la menor de 15 años que falleció el pasado 19 de julio tras precipitarse 15 metros en el cañón de Añisclo durante una marcha nocturna. El grupo juvenil que organizó la actividad también tendrá que declarar en calidad de investigado como entidad jurídica.

La decisión de la jueza se fundamenta en la falta de personal titulado en alta montaña para dirigir la actividad del grupo, que se desarrolló en territorio del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, y en la que participaban 24 chavales de 15 y 16 años. Otro de los motivos de la titular de Boltaña es la falta de permisos para realizar la excursión, ya que no se comunicó al Instituto Aragonés de la Juventud (IAJ), que tiene las competencias.

El accidente se produjo en torno a las 23.30 del 18 de julio, cuando la menor, C. M. G., cayó 15 metros al tropezar en un paso expuesto y equipado con cadenas para agarrarse. En ese momento, la joven estaba consciente y ella misma informó de que creía haberse roto una pierna. Sin embargo, los monitores no pudieron dar el aviso al 112 hasta las 2.48, cuando encontraron cobertura. Dos de los tres responsables del grupo descendieron por el cañón de Añisclo para poder dar la alerta, según informó en su momento la Guardia Civil.

Mientras tanto, la menor se quedó atendida en el paraje de Fanlo, donde se encontraban realizando la ascensión a la Fuen Blanca. La joven de 15 años falleció por politraumatismo pasadas las 3.00, aunque el equipo de rescate de la Guardia Civil no pudo acceder a la zona hasta primera hora de la mañana del 19 de julio. Entonces, solo se pudo certificar la muerte de la joven y evacuar al resto del grupo en helicóptero y vehículos hasta el polideportivo de Aínsa.

Los tres monitores tendrán que declarar ahora en el Juzgado de Boltaña en calidad de investigados, lo que les permite estar asesorados por un abogado. Estos jóvenes ya declararon ante la Policía Judicial de la Guardia Civil tras el rescate. El atestado realizado por las fuerzas de seguridad ya ha llegado también a la Fiscalía. No obstante, el Ministerio público aguardará, como marca el procedimiento, a conocer la evolución de la investigación judicial.

Revisan las llamadas al 112


Al mismo tiempo, la jueza de Boltaña ha requerido al departamento de Presidencia, del que depende el Centro de Emergencias 112 SOS Aragón, el contenido y las grabaciones que se hicieron de las llamadas y conversaciones con los monitores que dieron el aviso. El Gobierno de Aragón solo puede facilitar esta información si existe una orden judicial, por lo que en este caso se grabó el contenido íntegro en un cedé, que ya está en poder de la instructora.


El aviso se recibió a las 2.48 y la monitora que llamó explicó que la menor se había despeñado cerca del collado de Añisclo y que podría tener una fractura en la pierna, pero en ningún momento alertó de que se temiera por su vida. También indicó que no habían podido avisar antes –el accidente se produjo en torno a las 23.30– porque no tenían cobertura. A las 3.18, desde el 112 le confirmaron a la monitora que el helicóptero se desplazaría a primera hora de la mañana con el médico del 061 a bordo. Los dos monitores regresaron al lugar de los hechos y llegaron a las 8.00, cuando ya se había iniciado la evacuación de la fallecida al depósito de cadáveres de Boltaña.

Con anterioridad, la Guardia Civil había solicitado a la consejería de Ciudadanía y Derechos Sociales, de la que depende el Instituto Aragonés de la Juventud (IAJ), los requisitos que exige el Gobierno de Aragón para la instalación de los campamentos, así como el certificado que se le había dado a este grupo de scouts.

De todas maneras, los responsables del Grupo Escolta Xaloc de scouts de Sabadell no habían entregado la documentación necesaria para acampar en un paraje de Sobrarbe entre el 20 y el 30 de julio, que son las fechas que comunicaron al IAJ, organismo que tiene las competencias de las acampadas juveniles, reguladas por el decreto 68/1997. Con todo, el accidente se produjo la noche del lunes 18, cuando llegaron a la zona, y la menor falleció la madrugada del 19, por lo que el vivac que iban a hacer esa noche era antes de que comenzara el campamento.

Una normativa más exigente

Tras el suceso, alcaldes y presidentes comarcales reclamaron criterios más exigentes para la instalación de campamentos. El Gobierno de Aragón aseguró ayer (como anunció días después del accidente, la consejera de Ciudadanía, María Victoria Broto), que este mismo mes de septiembre se empezará a trabajar en la modificación del decreto de actividades juveniles de tiempo libre, con el objetivo de que la normativa esté aprobada en primavera.
 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual