Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Aragón

La pesca, en contra de que la carpa sea considerada una especie invasora

Una sentencia del Tribunal Supremo prohibe la pesca sin muerte de este tipo de pez, entre otros.

M. Sádaba. Zaragoza Actualizada 03/04/2016 a las 19:37
El coto del Mar de Aragón.

La pasada semana el Tribunal Supremo emitió una sentencia que ha sido duramente criticada por los pescadores españoles. Este organismo admitió parcialmente un recurso de varias asociaciones ecologistas para introducir en el Catálogo español de Especies Exóticas Invasoras a la carpa común y la trucha arco iris, entre otras especies. De este modo, no se podrán comercializar ni pescar sin matarlas posteriormente. Una decisión que, según la Federación Española de Pesca y Casting (FEPyC), puede generar pérdidas millonarias y que el volumen de estas especies se multiplique en los ríos españoles.

Con esta sentencia, se anula la Disposición Transitoria Segunda de un Real Decreto aprobado hace menos de tres años, que permitía la captura y suelta de estas especies catalogadas en los lugares en que existieran antes de 2007. “Estas especies llevan varios años en nuestros ríos, por ejemplo, la carpa común fue introducida en la época romana. Así que con esta normativa, lo que se nos está prohibiendo es pescar la gran mayoría de los ejemplares, ya que existen muy pocos que sean totalmente autóctonos”, recalca Víctor Otal, presidente de la Federación Aragonesa de Pesca y Casting.

Tampoco permite que se pesque y se vuelva a soltar al animal, que es lo que realizan los pescadores deportivos. “Esta decisión conllevaría a la desaparición de las competiciones, ya que si los pescamos, nos obligan a matarlos, algo que nunca haremos. Un deportista no matará jamás un pez”, puntualiza.

Otro de los problemas que encuentran en esta sentencia es que “no se ha producido una separación de poderes”. “El organismo que debe decidir la inclusión o no de nuevas especies es el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente. De hecho, hay un procedimiento laboriosos para realizar cualquier modificación, que se han saltado en esta sentencia”, recalca.

Por todo ello, la Federación Española de Pesca y Casting presentó el pasado lunes un recurso al Tribunal Supremo, con el objetivo de que se declare nula esta sentencia. Sin embargo, Otal no tiene muchas expectativas de que este recurso prospere, por lo que el siguiente paso sería el Tribunal Constitucional o el de Estrasburgo. “El problema es que hasta que estas cortes se pronuncien pasarían dos o tres años y, para entonces, todo este sector se habría ido a pique”, subraya.
 

Pérdidas millonarias

Según los sondeos iniciales realizados a empresarios y aficionados del sector, la FEPyC habla de pérdidas millonarias. Esta sentencia también afectaría a comercios, pescadores deportivos, volumen de turistas, distribuidores de productos de pesca, tiendas especializadas... “y este descenso del consumo arrastraría a los sectores económicos adyacentes”.


Por ejemplo, según los datos que maneja Otal, este año estaba previsto que el coto del Mar de Aragón generara unos 600.000 euros y que el embalse de Ribarroja tuviera unos ingresos de 200.000. “A todo esto habría que añadirle el turismo que se perdería en la zona de Mequinenza y Caspe, los puestos de trabajo que se destruirían y la situación en la que se encontrarían estas comarcas, que empezaban a despuntar gracias al turismo de pesca”, sostiene.

Prueba de ello es que el pasado año se celebró en Caspe el XVII Mundial de Carpfishing. Debido a este acontecimiento visitaron la localidad un total de 30 selecciones nacionales y más de 3.000 turistas. De hecho, según subraya Otal, en estos momentos la Federación aragonesa y el Gobierno de Aragón estaban diseñando nuevos programas para fomentar este tipo de turismo.


"¿Qué va a ser de mi futuro?"

Pedro Otin lleva dedicándose al mundo de la pesca desde hace más de 15 años y, tras esta sentencia, todo su futuro puede venirse a bajo. "Esta decisión va a afectar económicamente a muchas familias que viven de la pesca: veterinarios, psicicultores, tiendas, comercios, bares y hasta al consumidor, que no podrá encontrar la trucha arcoíris en ninguna tienda", subraya. 

Este zaragozano lleva toda la vida defendiendo la pesca como ocio de manera "muy respetuosa con el entorno". "Todos los peces capturados son devueltos en las mismas condiciones a su hábitat", sostiene. Durante estos años, Otin ha trabajado como consultor para la empresa Nashtackle -dedicada a la pesca de carpas- y ahora es el distribuidor exclusivo de esta marca en España y Portugal. "Vendemos artículos a las tiendas de pesca y hacemos felices a muchas personas en su tiempo libre. Si sigue en pie esta sentencia, me quedo sin trabajo, sin ingresos y sin un futuro para mi hija", lamenta. 


Más de 5.000 firmas

Coincidiendo con la publicación de la sentencia del Tribunal Supremo, miles de personas se han movilizado a través de las redes sociales para pedir que estas especies no sean catalogadas como invasoras. Un ejemplo es la recogida de firmas que se está llevando a cabo en la plataforma Change.org que pide al Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente y al Gobierno de Aragón que la carpa se convierta en una especie protegida, en vez de invasora. Este movimiento ya lleva más de 5.000 firmas.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo