Despliega el menú
Sociedad

VALENCIA

Una joven de 28 años subasta su virginidad para ayudar a su madre enferma y poder estudiar

Una joven ecuatoriana de 28 años residente en Valencia ha sacado a subasta a través de internet su virginidad con el fin de destinar el dinero que recaude a tratar la enfermedad que sufre su madre, afectada de alzheimer, y, si es posible, cursar estudios.

Así lo aseguró la propia joven, Evelyn Dueñas, quien manifestó que es "un sacrificio muy grande" pero que "vale la pena", ya que, dijo, por su madre es "capaz de muchas cosas". "No lo estoy haciendo por ambición, lo estoy haciendo por mi madre y porque realmente quiero seguir con mis estudios", aseveró.

La madre de Evelyn tiene un principio de alzheimer y "otras complicaciones". Por ello, afirmó que necesita el dinero para ayudarla, para pagarle "un buen especialista" y poder cuidarla en Ecuador, ya que su sueldo de empleada del hogar en España es insuficiente.

Evelyn relató que colgar el anuncio en internet fue una decisión "muy dura" y confesó que dudó en si dar o no el paso. Finalmente, dijo que se decidió porque pensó en su madre, "que es lo principal en todo esto", aseveró.

La joven ha puesto una serie de condiciones a los hombres que quieran pujar por su virginidad. Así, tienen que demostrar un buen estado de salud con un certificado médico y usar preservativo. En el mensaje de internet añade que "no habrá besos ni caricias", que será sólo una noche, que la elección del hotel será suya, y que acudirá acompañada de una persona de confianza. Por su parte, ella aportará otro certificado médico que determine que es virgen.

Evelyn, que aseguró tener una educación y hondas convicciones religiosas, resaltó que sus padres le han dado siempre "buenos consejos" y que cree que "lo más bonito es estar con una persona a quien tú le vas a entregar tu vida y todo de ti". "Pero no va a ser mi caso", añadió la joven, quien aseguró que es "muy duro" para ella llegar a este punto.

Ofertas rechazadas

Hasta el momento, la joven ha recibido numerosas ofertas, la más alta de 2.350.000 euros, que rechazó porque el hombre no aceptó sus condiciones y pretendía seguir viéndola tras la citada noche. Dice que no puede "poner cantidad" a su virginidad y que no sabe si la puja más alta será la que se lleve a cabo finalmente. Lo que pide, afirma, es que "acepten" sus condiciones.

Al respecto, añadió que ha desechado ofertas porque los hombres querían continuar una relación con ella. Otras respuestas recibidas eran "errores", ya que en la página donde colgó el anuncio también hay prostitutas y hubo quien le ofrecía 60 euros por pasar una noche. "Incluso me han ofrecido trabajo para ser actriz porno o trabajar en pornografía con hombres importantes, pero yo no quiero eso", añade.

La joven dijo que ha tenido que confesarle a su madre esta decisión para evitar que otras personas "le comentaran cosas que no son" y que el "único" de la familia que no lo sabe de momento es su padre.

La joven criticó a quienes se atreven "a juzgar a los demás". "Que lance la primera piedra contra mí quien esté libre de pecados, porque yo, al menos, lo estoy haciendo por una causa justa, y me da igual lo que piense la gente", concluyó.

Etiquetas