Despliega el menú
Sociedad

HERALDO ABIERTO

"Nos cobran 150 euros para ver la TDT en Mazaleón, y en otros sitios es gratis"

Vista del pueblo, con una antena de televisión y de telefonía al fondo
"Nos cobran 150 euros para ver la TDT en Mazaleón, y en otros sitios es gratis"
J.R. PUYOL

Mazaleón y otras localidades del Matarraña cuentan los días para el apagón analógico. Según las previsiones del Gobierno de Aragón, el 15 de diciembre comenzará la implantación de la televisión digital terrestre (TDT) y antes de abril dejará de captarse la señal analógica. En Mazaleón, como en muchos puntos de la comarca, la señal se ve con mala calidad y los vecinos ven la tele por una red de cable. Ahora, adaptarse a la TDT les va a costar dinero y algunos no están de acuerdo.

 

"La empresa del cable nos pide 150 euros por vivienda para poder ver la TDT. Me parece injusto. ¿Por qué en otros pueblos el Gobierno de Aragón ha instalado un centro emisor y se puede ver la tele digital gratis, mientras que aquí tenemos que pagar por ello? La empresa dice que si no pagamos, nos dará de baja el servicio. Además, no todos los vecinos tienen el cable y se van a quedar a oscuras", protesta José Ramón Puyol. Él tiene familia en Mazaleón, aunque vive en Calaceite, a 14 kilómetros.

 

"En Calaceite han puesto un centro emisor y desde hace unos días vemos, sin coste extra, todos los canales generalistas públicos y privados, excepto la autonómica. ¿No dicen que todos tenemos derecho a televisión gratuita? ¿No podrían poner otro centro emisor en Mazaleón? Para poder ver la tele, nos obligan a pagar. He llamado al Gobierno de Aragón y he mandado correos para preguntar por esta situación, pero no me dan ninguna respuesta", añade.

En Mazaleón, hay 320 abonados al cable (un 80% de los hogares), según datos del Ayuntamiento. Los abonados pueden ver una veintena de canales de televisión analógica. Otros vecinos han optado por instalarse una antena particular, pero solo pueden ver TVE1, La 2, Aragón Televisión y TV3. La señal de los canales privados no llega con calidad suficiente. La localidad tiene 600 habitantes.

 

"Hace 20 años instalamos la red de cable, porque la señal era muy mala. Ahora tenemos un buen servicio. Pero el cable está deteriorado y hay que renovarlo para ver bien la TDT. El servicio es voluntario, el que no quiera pagar se puede dar de baja", afirma el alcalde, Rafael Martí. Para esta adaptación, el Ayuntamiento aporta 52.000 euros y los usuarios, 48.000 (150 cada vivienda, divididos en tres cuotas de 50 euros). La empresa, Inger Electrotelecom, ya ha comenzado la reforma de la red y este mes pasará el primer recibo. "No cobramos por ver la TDT, sino por la reforma de la red. Son 20.000 metros de cable que se han quedado viejos y hay que renovar. Es una derrama extraordinaria para adaptar la red, como se ha hecho en otras localidades o en comunidades de vecinos de Zaragoza. Los abonados pagan 24 euros más IVA al año de mantenimiento", explica Mª Jesús Cahué, portavoz de la empresa.

 

Desde el Gobierno de Aragón explican que de momento no está previsto instalar un centro emisor en la zona, por su alto coste económico y porque la localidad ya cuenta con el servicio del cable. "No existe una obligación legal de poner una antena en todos los rincones de Aragón. Estamos ampliando la cobertura en la medida de lo posible. Hay muchos pueblos de Aragón con red de cable, porque fue una solución histórica en muchas zonas con problemas de orografía. No podemos atender todas las quejas particulares", afirman fuentes del departamento de Ciencia y Tecnología.

Etiquetas