Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

PLAZA

Victorio&Lucchino ponen flamenca la Navidad

Con trajes de faralaes, bailaoras, lunares y guirnaldas han pergeñado una decoración muy andaluza para el centro comercial.

Victorio&Lucchino, con el árbol navideño de 12 metros detrás.
Victorio&Lucchino ponen flamenca la Navidad
VíCTOR LAX

Un árbol de 12 metros de altura, guirnaldas de colores, unas bailaoras flamencas en posición de danza y bien hermosas... no se trata del sueño de 'Alicia en el País de las Maravillas', sino de la nueva decoración navideña del Centro Comercial Plaza Imperial, que contó ayer con dos invitados de gala para apretar su botón de encendido. Sus nombres son José Víctor Rodríguez y José Luis Medina, aunque se les conoce como Victorio&Lucchino.

¿Y qué hacían ayer ambos diseñadores en Zaragoza? Según las primeras palabras de Lucchino, "los dos somos grandes devotos de la Virgen del Pilar y teníamos muchas ganas de volver a verla". Pero no es un motivo religioso el que les trajo a ambos a Zaragoza, sino que el árbol y la decoración navideña del centro comercial Plaza llevan su firma. "Nos inspiramos en iconos que tienen mucho que ver con nuestra cultura andaluza", indicó Lucchino.

Ambos diseñadores se encuentran de gira por media España presentando este decorado. Otros nueve centros comerciales de Sevilla, Madrid o Barcelona, entre otras ciudades, han contado con su ingenio para levantar sus ambientes navideños.

¿Pero estos andaluces no eran diseñadores de ropa? Victorio se pone serio y responde a la cuestión: "Nosotros también decoramos hoteles y espacios. Además de tiendas, montamos nuestros propios escaparates". Sin embargo, Lucchino acompaña la respuesta de su compañero con otra pregunta: "¿Tú crees que vestir a un Papa Noel de flamenca con volantes y lunares no es cosa nuestra? ¿No es un atrevimiento? Están ahí para alegrarnos el día con su baile".

El diseñador se refiere a las decenas de figuras vestidas con faldas de lunares y colgadas por todo el centro comercial que, como dice Victorio, están "entraditas en carnes, porque las que están rellenitas son las que mejor bailan. Al pesar más. se mueven con más salero. ¡De verdad!". Varias de estas imágenes acompañan un árbol de Navidad de doce metros de altura decorado con guirnaldas de colores. En vez de ramas, el árbol reparte por toda su superficie un enorme mosaico de bombos de lotería de Navidad para que "reparta suerte, que falta nos hace a todos", añade Lucchino.

Tanto el árbol como las figuras que lo acompañan estarán en el centro comercial hasta que los Reyes Magos dejen sus presentes a los pequeños de la casa. Mientras, los diseñadores de ropa y "espacios", como dicen ellos, seguirán de gira presentando a sus flamencas navideñas. Que les quiten lo 'bailao'.

Etiquetas