Despliega el menú
Sociedad

Tercer Milenio

Tercer Milenio

¡Aquí huele a nano!

La nanociencia se acerca a la sociedad de una forma diferente, lúdica y atractiva a través de una exposición sobre el olfato y la nanotecnología que puede verse en el Paraninfo.

La exposición 'Aquí huele a nano' permanecerá abierta en el Paraninfo hasta el 25 de mayo
La exposición 'Aquí huele a nano' permanecerá abierta en el Paraninfo hasta el 25 de mayo

La nariz de los mamíferos es el sistema multisensor más sensible, selectivo e inteligente que existe, capaz de reconocer y recordar más de 10.000 olores diferentes. Estos olores son descodificados por tan solo 1.000 receptores olfativos. La envidia de los científicos. En la Universidad de Zaragoza se trabaja en el desarrollo de una nariz artificial que reproduce, de forma simplificada y mediante microsensores resonantes modificados con materiales porosos nanoestructurados, esos mismos mecanismos que operan en nuestro sistema olfativo.

El olfato protagoniza una exposición que pretende dar a conocer al público el sistema perceptivo y sensorial de este sentido y cómo los avances en nanociencia y nanotecnología están consiguiendo ‘imitarlo’ en los sistemas tipo ‘nariz electrónica’, con multitud de aplicaciones en sectores tan diversos como salud, medio ambiente, seguridad alimentaria, defensa… La muestra fue inaugurada ayer y permanecerá abierta en la sala Odón de Buen del Paraninfo de la Universidad de Zaragoza hasta el 25 de mayo.

Bajo el título ‘Aquí huele a nano’, la cátedra Samca de Nanotecnología, en colaboración con el Museo de Ciencias Naturales, que ha cedido el espacio, ha organizado esta exposición, elaborada conjuntamente desde el Instituto de Nanociencia de Aragón con varios grupos de investigación de la Universidad Rovira i Virgili, Universidad de Extremadura, Instituto de Tecnologías Físicas y de la Información, Universidad de Zaragoza y Hospital Santa Pau de Barcelona.

‘Aquí huele a nano’, parte del programa ‘Los cinco sentidos y la nanotecnología’, se completa con un taller interactivo en el que los asistentes descubren en persona las características perceptivas del sentido del olfato y las prestaciones de prototipos de laboratorio de narices electrónicas.

Por las mañanas, la exposición está reservada a visitas escolares. De 18.00 a 20.00, se abre para el público que quiera acercarse y descubrir que el sentido del olfato tiene mucho que ver con la nanotecnología. Un monitor y varios científicos acompañan a los visitantes para ayudarles a comprender los conceptos más técnicos.

Etiquetas
Comentarios