Despliega el menú
Opinión

Opinión

Un momento excepcional

Por
  • Heraldo de Aragón
ACTUALIZADA 31/08/2020 A LAS 02:00
Detalle de la fachada del Congreso de los Diputados.
Detalle de la fachada del Congreso de los Diputados.
Enrique Cidoncha / HERALDO

España se enfrenta a un conjunto de difíciles desafíos cuyo desenlace dependerá en gran medida de las decisiones que se tomen en los próximos meses. Y que se abordarán con mejores garantías de éxito en un clima político que, sin obviar las naturales discrepancias, trabaje en la dirección del entendimiento y la cooperación. Son cuestiones urgentes, pero a la vez de largo plazo, en las que es necesario restaurar o construir consensos sociales y políticos.

Los problemas provocados por la pandemia han venido a sumarse en España a un conjunto de cuestiones de fondo que la política nacional no ha conseguido encauzar en los últimos años. Desde las secuelas de la anterior crisis económica, al desafío separatista o el refuerzo de las instituciones del Estado, pasando por la necesidad de orientar la economía hacia la innovación, o el reto demográfico, con su combinación de envejecimiento y despoblación, o el desequilibrio del sistema de pensiones, o un sistema educativo en perenne búsqueda de estabilidad, o una sanidad que a todas luces necesita ser reforzada. No son estas cuestiones que quepa resolver desde el partidismo, ni menos todavía desde un radicalismo ideológico que deforma la realidad. La mayoría de los españoles espera que los partidos y sus dirigentes sepan dialogar y negociar para encontrar soluciones duraderas, que merezcan su confianza. Es este para España un momento extraordinario que requiere también actitudes y aptitudes extraordinarias. La dialéctica gobierno-oposición tiene que funcionar, porque es garantía de control democrático; pero debe ceder parte del terreno a una política de colaboración, a un impulso constructivo a la vez realista y ambicioso. Porque lo que está en juego ahora mismo, en este comienzo del curso político, es la tarea de poner los fundamentos de la convivencia futura, en paz, libertad y prosperidad, de todos los españoles.

Etiquetas