Opinión

Opinión

El bloqueo político seguirá en septiembre

ACTUALIZADA 13/08/2019 A LAS 02:00
Pedro Sánchez, presidente del Gobierno en funciones.
Pedro Sánchez, presidente del Gobierno en funciones.
Fernando Alvarado Sánchez / Efe

Mucho tendrán que cambiar las cosas y las actitudes para que los partidos sean capaces de acabar con el bloqueo político en el mes de septiembre. Las únicas dos opciones que tendrían alguna posibilidad pasan por Cs y por Podemos. Y ninguno de los dos está por la labor, ante la pasividad del PSOE y con el beneplácito del PP.

La estrategia es aguantar hasta el último momento, con el objetivo de que los demás acaben cediendo ante el vértigo de repetir las elecciones. La lógica y el sentido común apuntaban a que un acuerdo entre el PSOE y Ciudadanos sería una fórmula que garantizaría estabilidad y gobernabilidad, porque contaría con mayoría absoluta y no dependería de los extremos ni de independentistas y nacionalistas. 

Las relaciones entre Sánchez y Rivera hacen imposible el entendimiento, salvo que el paréntesis veraniego serene los ánimos, traiga la calma e imponga el pragmatismo ante las vehemencias en las que está sumida la política en los últimos años. Algo similar pasa entre el dirigente socialista e Iglesias, cuya relación está cargado de fracasos y de reproches mutuos. 

Todo indica que en septiembre volverán a suspender los tres, porque el PP está cómodo ante el desastroso espectáculo que están dando PSOE y Podemos y porque Cs y Vox ya no le incomodan demasiado.

Etiquetas