Ocio y Cultura

¿Puede una imitación de Eugenio vulnerar la propiedad intelectual de su hijo?

Desestima la demanda de Antonio Climent contra el hijo del humorista por competencia desleal.

El humorista Eugenio
El humorista Eugenio
Efe

El Juzgado Mercantil 7 de Barcelona ha sentenciado que la imitación que el actor Antonio Climent hace de Eugenio es una parodia y no vulnera la propiedad intelectual, industrial y de propia imagen del humorista, fallecido en 2001, cuyos derechos están en manos de su hijo Gerard Jofra.

El juez ha resuelto el juicio por competencia desleal entre Antonio Climent y Gerard Jofra celebrado el 16 de enero, y llega a la conclusión de que sus actuaciones son una parodia y que, pese a la "enorme similitud" con Eugenio, tiene una intención humorística para evocar al personaje.

Tiene en cuenta la "imposibilidad de confusión con la obra imitada" puesto que es sobradamente conocido que Eugenio Jofra, autor del personaje original, murió en marzo de 2001, y además constata que la imitación de Climent no causa daño a la obra original ni a su autor, o los intereses legítimos del titular los derechos de manera injustificada, sino que le rinde homenaje.

Por eso, el juez estima parcialmente la demanda de Climent que acusaba a Jofra de un acto desleal de denigración de reputación, ya que desde 2015 había llamado a tres empresas que querían contratarlo advirtiéndolas de que estaría vulnerando derechos de propiedad intelectual, algo que el juzgado rechaza por lo que condena a Jofra a "cesar" en estas afirmaciones.

"Se considera que la explotación de la obra original, cuyos derechos corresponden a Gerard Jofra, a través de otros actores que imiten la obra original, no resulta incompatible con la imitación de la obra original que desarrolla Climent puesto que al ser todas ellas parodia de la obra original, cada una tiene su propio ámbito, su propio mercado, su propio público, pudiendo ser concurrentes o complementarios", afirma la sentencia.

Antonio Climent, que desarrolla desde hace años el personaje 'Toni El Indio' y que en sus actuaciones incluye imitaciones de Eugenio, firmó con el hijo de Eugenio en mayo de 2009 un contrato para comercializar un nuevo personaje llamado 'Reugenio', un contrato que resolvieron de mutuo acuerdo en diciembre de 2014.

Climent le reclamaba a Jofra un incumplimiento contractual al haber impulsado un nuevo espectáculo de 'Reugenio' con otro actor, que conllevaría una cláusula penal de 60.000 euros, aunque en este punto el tribunal se decanta por Jofra porque, al estar el contrato extinguido, no puede haber incumplimiento de sus cláusulas.

Etiquetas
Comentarios