Ocio y Cultura

XIII CONCURSO DE RELATO BREVE DE HERALDO

Una de estas noches

La historia del Quijote y los molinos pudo tener una base real.
Reuters

- Auch, me quemo Sancho –dijo Don Quijote, al tomar el jarro de té.

- Le dije, Don Quijote que tuviera cuidado, que está caliente. –respondió serio Sancho.

- El Rey Arturo avisó que está demorado – intervino el invencible Aquiles - parece que se dejó la espada en la piedra.

- Que no se preocupe el Rey, le presto una de mis espadas –dijo el Zorro desmontando de su fiel Tornado.

La noche se hacía silencio. La calle era territorio de Drácula. Alguien debía ponerlo en vereda y traerlo de vuelta a la biblioteca. La policía descubriría, si lo atrapa, el plan perfecto para terminar con el caos mundial, que pensaban llevar a cabo.

Traeré de vuelta al incorregible Drácula- dijo Don Quijote poniéndose la armadura- ¡Vamos tráeme a Dulcinea, Sancho.!

Dejad Don Quijote, iré yo. Mi traje negro me hará pasar sin ser visto. –intervino el Zorro.

Las sirenas ya sonaban por la calle, bomberos de la estación Farenheit 451 borrarían la intención de los personajes famosos…

- Lea todos los relatos que participan en el XIII Concurso de relato breve de Heraldo.

Etiquetas
Comentarios