Despliega el menú
Ocio y Cultura

Carmen Gutiérrez, en 'Un bar bajo la arena', una producción del Centro Dramático Nacional

La actriz zaragozana, que ha terminado su segundo corto y prepara un largometraje, inicia los ensayos de la obra en agosto

Carmen Gutiérrez acaba de terminar su segundo cortometraje.
Carmen Gutiérrez acaba de terminar su segundo cortometraje.

"Un actor es un árbol y debe tener muchas ramas". Lo dice Carmen Gutiérrez, actriz zaragozana que muchos recuerdan aún como la Benita Sánchez de ‘Amar en tiempos revueltos’, y que en su madurez se ha confirmado como una de las profesionales más inquietas y poliédricas de la escena española.

Sin renunciar al teatro ni a la televisión, su relación con el cine va más allá de la interpretación. Acaba de terminar su segundo cortometraje y, tras escribir un guion, busca ayudas para rodar el que será su primer largo. Cree que le ha llegado el momento de contar sus propias historias aunque, de momento, prefiere no avanzar mucho de su proyecto.

Buena parte del verano la va a pasar estudiando y ensayando porque va a dar vida a uno de los personajes de ‘Un bar bajo la arena’, la obra con la que el Centro Dramático Nacional quiere celebrar sus 40 años de existencia. Compartirá escenario, a las órdenes de Ernesto Caballero, con actores como Pepe Viyuela, Jorge Basanta, Isabel Dimas, Ione Irazabal, Julián Ortega, Francisco Pacheco, Raquel Salamanca o Janfri Topera, entre otros.

No es la primera vez que trabaja con Ernesto Caballero. "He disfrutado muchísimo en sus obras de teatro, es sin duda el director con el que más he trabajado, siento que me he formado con él –señala–. Me gusta mucho su forma de trabajar porque entiende que los actores tienen necesidad de libertad. Nos saca mucho de dentro y eso nos hace estar en un ambiente creativo".

Una forma de trabajo que supone asumir riesgos, aunque eso no le preocupa. "El riesgo es muy necesario en cualquier expresión artística. Hoy más que nunca".

‘Un bar bajo la arena’ está escrita por José Ramón Fernández, y es una pieza teatral dedicada a la profesión. Porque en escena se reconstruye la cafetería del teatro María Guerrero de Madrid, legendario lugar de encuentro y ocio de la farándula madrileña. La obra se pondrá en escena del 28 de septiembre al 25 de noviembre en la Sala de la Princesa (Teatro María Guerrero) de Madrid.

Mientras prepara la obra (luego llegará una producción de ‘El jardín de los cerezos’, con el mismo director y Carmen Machi en el reparto), la zaragozana está enviando a festivales su segundo corto como directora: ‘El porvenir’. Una cinta con tintes de comedia negra, en la que indaga hasta dónde podemos llegar en la sociedad actual para conseguir un puesto de trabajo.

"Cayó en mis manos el guion de Luis Riera y sentí que tenía que rodarlo", confiesa.

En 2014 debutó como directora con ‘Laisa’, un corto que abordó después de sentirse en cierto modo poseída por una historia que tenía que contar. En él invirtió todos sus ahorros, pero ganó premios como el del Festival Cine y Mujer.

"Supuso un trabajo enorme, un esfuerzo tremendo, pero la experiencia fue muy bonita. Me prometí no volver a dirigir nada, pero...". Peró leyó el guión de Luis Riera de ‘El porvenir’ y no pudo resistirse.

El rodaje fue en julio pasado (actúa en él junto a Luis Flor) y tras la postproducción y montaje empieza ya a intentar pasearlo por festivales.

"Me gusta mucho dirigir, eso está claro, pero, si tuviera que elegir entre ambas facetas, seguiría actuando. Básicamente soy actriz. Lo que ocurre es que con los años te van interesando otras ramas de la profesión, es un proceso lógico que le pasa a muchos actores. A mí, por ejemplo, me gusta mucho la docencia y no creo que nunca renuncie a ella. Y la escritura es un complemento maravilloso para un actor o actriz, porque escribiendo comprende mejor a los autores cuyas obras debe interpretar".

Y así, casi sin darse cuenta, ha llegado a escribir el guion del que será su primer largometraje. Una película de la que no quiere hablar mucho, que califica como comedia romántica y para la que busca ya financiación. ¿Teatro o cine? ¿Delante o detrás de la cámara? "Al final –rehúye los dilemas– una quiere estar, y está, allí donde pone su energía".

Etiquetas
Comentarios