Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

La Puebla de Alfindén

5.000 libros de antropología, arte e historia en el Centro Humanístico Lisón - Donald

Se ha presentado oficialmente el Centro Humanístico de La Puebla de Alfindén, constituido a partir del legado del antropólogo Carmelo Lisón.

Fundación C.Lisón pretende arrojar luz sobre la paradoja de condición humana

La Fundación Carmelo Lisón de antropología social ha cerrado este lunes su I Simposio sobre Antropología con la presentación pública de sus actividades en el Paraninfo de Zaragoza, que se resumen en el intento de "arrojar luz" sobre la paradoja de la condición humana.

Así lo ha especificado el propio profesor Lisón, a quien se ha rendido un homenaje en Zaragoza por parte del Gobierno de Aragón, la Universidad de Zaragoza y el ayuntamiento de La Puebla de Alfindén, la localidad natal del antropólogo.

El acto ha sido también el marco en el que se ha presentado oficialmente el Centro Humanístico Carmelo Lisón-Julia Donald, que se constituyó en diciembre de 2009 a partir del legado de Lisón, 5.000 libros de antropología, arte, historia y literatura en varios idiomas.

En el acto ha estado presente la presidenta del Gobierno de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, quien ha insistido en que "los valores se viven más que se piensan" y ha apuntado que la consolidación del centro es el "broche de oro" a una larga trayectoria académica y profesional.

El rector de la Universidad de Zaragoza, Manuel López, ha asegurado por su parte que la apuesta por el centro realizada por el ayuntamiento de La Puebla es en realidad una apuesta por encontrar el camino del conocimiento, "que lleva a la tolerancia, la solidaridad y el pluralismo".

Hogar de las disciplinas humanas

El centro, además, tiene como objetivo divulgar la obra antropológica de Lisón y la antropología social en general, con una especial atención hacia el municipio de La Puebla y la colaboración y cooperación con otras instituciones.

Lisón, el impulsor y mentor del centro, ha dicho por su parte que el centro pretende ser "el hogar de las disciplinas humanas", de las que se refieren al hombre, a su naturaleza, a su cultura y a su trasfondo moral.

La ciencia, ha agregado, requiere "un toque de humanismo, algo de imaginación" y al método científico es necesario añadirle "intuición, emoción y empatía".

Por eso, además de su amplia biblioteca, el centro desarrolla actividades de divulgación para quien quiera bucear en la historia del pueblo y diálogos con los mayores para ayudarles a entender los cambios en el modo de vida.

Ha glosado la importancia de los libros y ha recordado con emoción y cariño a su pueblo natal y, uniendo esos dos cariños, ha recordado que donó todos sus volúmenes a la biblioteca de La Puebla de Alfindén para contribuir a forjar su identidad pero también para sembrar valores como la solidaridad y el pluralismo. "Bien está que todos los hombres coman, pero también que todos sepan", ha sentenciado.

También ha participado en el acto el presidente de la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas, Marcelino Oreja, quien ha destacado lo fundamental que es para la antropología social la obra de Lisón: "Es ejemplar su trabajo serio, independiente y perseverante", ha dicho.

La alcaldesa de La Puebla de Alfindén, Nuria Loris, por su parte, ha recordado que Lisón es hijo predilecto del pueblo desde 1983 y ha agradecido el trabajo de las corporaciones municipales anteriores, que contribuyeron decisivamente a poner en marcha el centro, para el que ha pedido ayuda pública para que llegue a alcanzar "el lugar que se merece".

Etiquetas