Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

LETRAS

Tom Wolfe dice que la novela se muere por falta de contacto con la realidad

El autor de "La hoguera de las vanidades" cree que los jóvenes escritores norteamericanos quieren imitar a Borges pero necesitan "embarrarse las manos con la vida cotidiana"

El escritor estadounidense Tom Wolfe aseguró el domingo en Buenos Aires que "la novela está muriendo rápidamente" y consideró que para el desarrollo de este género es necesario que los autores "embarren sus manos en la vida cotidiana".

"Estamos en un período en el que la novela está muriendo, se está suicidando. Los jóvenes escritores de Estados Unidos trataron de copiar a (el escritor argentino) Jorge Luis Borges, pero no son Borges", señaló el autor de "El nuevo periodismo", durante una conferencia que pronunció en la capital argentina.

Durante la charla, en el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires, Wolfe consideró que los escritores "deben salir de sus casas y averiguar las diferentes cosas que hay en el mundo" porque así "van a tropezar con realidades que nunca pensaron que iban a ver".

"A no ser que salgan y las vean, nunca las conocerán. Los detalles se encuentran si uno se sumerge en la vida de otros", resaltó. La novela está muerta, el periodismo necesita con urgencia cronistas que salgan a buscar la realidad y los blogs dominan entre las tribus urbanas. Frente a este panorama, Tom Wolfe rescata al género de no ficción. "Es el más interesante".

"Solo hay un tipo de novela que sigue viva y me sonroja decir que es como las mías", afirmó el periodista y escritor estadounidense en Buenos Aires.

Para su nueva novela, "Back to Blood", no dudó en bucear en la realidad de la ciudad de Miami para poder reflejar "el experimento de inmigración y emigración más interesante de Estados Unidos".

"No habla de la sangre líquida sino de volver a la sangre en cuanto a linaje", explicó. No olvidó su oficio de cronista, al que apeló esta vez para sumergirse en el submundo de los inmigrantes. "¿De qué otra manera vas a un club de 'striptease' ruso en Miami?", preguntó con tono cómplice y jovial, a sus 78 años.

"Nuestras vidas están cruzadas por nuestras psicologías y el contexto social. Las dos cosas son tremendamente importantes", subrayó el escritor y periodista durante la conferencia "Nuevo periodismo. Una charla con Tom Wolfe".

Periodismo e Internet

El autor de "La hoguera de las vanidades" indicó además que el periodismo "no va a morir, aunque la gente solo lea la información por Internet", donde las notas deben ser más cortas.

"Hemos tenido medios eléctricos desde hace más de 160 años, desde el telégrafo hasta Internet. Pero todas las ideas importantes que han cambiado los rumbos han surgido de la palabra impresa", destacó Wolfe, durante la charla organizada por la Embajada de Estados Unidos en Buenos Aires.

Subrayó que las editoriales piensan que tiene que estar todo condensado y no es así, y advirtió que hay muchas revistas que creen que el nuevo periodismo -que incorpora elementos de la literatura- ocupa mucho lugar y además les preocupa el costo.

Según Wolfe, el nuevo periodismo contempla cuatro puntos compuestos por los relatos escena por escena, el uso preciso del diálogo, la anotación de los detalles y el reflejo del punto de vista de uno de los personajes en cada escena.

"Es una definición muy técnica. Permanece dentro de los límites del periodismo, pero utiliza los elementos que hicieron muy popular la literatura", señaló el escritor, que participa de la Feria del Libro de Buenos Aires.

En este sentido, el autor de "La palabra pintada" manifestó que "no hay una técnica para la crónica, es una actitud". "No se aprende a ser cronista en una escuela de periodismo. Si ustedes tienen la información que yo necesito, merezco que me la den. Todos tenemos una compulsión por la información. Y un cronista tiene que estar dispuesto a abordar a cualquiera", definió.

Etiquetas