Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

DE VALOR INCALCULABLE

Recuperan más de 700 piezas arqueólogicas precolombinas

Los objetos, procedentes de saqueos en Suramérica eran después vendidos en Europa, principalmente en salas de subastas francesas.

La Policía Nacional ha recuperado más de 700 piezas arqueológicas precolombinas y ha detenido a un matrimonio en La Rioja que adquiría estos bienes expoliados de yacimientos de Perú, Ecuador y Colombia y que luego vendía en países europeos, principalmente en salas de subastas francesas.

La Dirección General de la Policía y la Guardia Civil ha informado de que la pareja llevaba años dedicada al contrabando internacional de bienes culturales y este mismo mes tenía prevista una exposición en Francia de objetos procedentes de expolios.

El hombre, de nacionalidad española, y la mujer, colombiana, se desplazaban a Ecuador, Perú y Colombia, donde adquirían todo tipo de objetos de gran valor arqueológico que posteriormente vendían en diversos países europeos.

Los investigadores han intervenido decenas de máscaras, pendientes, colgantes y figuras de oro; más de 30 telas precolombinas y restos de cerámica y piedra con diferentes representaciones antropomorfas, de animales, eróticas o de rituales, así como mazas de guerra, arcos y otros utensilios.

Las investigaciones de la Brigada de Patrimonio Histórico revelaron que Luis Ángel M. S. y su mujer, Albenis O.A., llevaban años dedicados al comercio ilícito de objetos procedentes del saqueo de yacimientos.

La Policía averiguó que el matrimonio había viajado a Bogotá con la intención de obtener piezas precolombinas recientemente expoliadas en yacimientos de Perú y Ecuador y que tenía previsto regresar a España el 30 de abril con la mercancía.

La Audiencia Nacional autorizó la entrada controlada de la pareja en territorio español para que la Policía pudiera vigilarla y confirmar el lugar donde almacenaba los bienes expoliados.

El matrimonio llegó al aeropuerto de Madrid-Barajas el pasado día 30 con cuatro maletas, facturadas en Bogotá, y cuyo peso superaba los 65 kilogramos.

Desde allí, la pareja se dirigió a Logroño, dejó el equipaje en el garaje del domicilio familiar y se trasladó a otra vivienda ubicada en la localidad riojana de Jubera, donde fue identificada y detenida.

En los registros, además de las piezas arqueológicas, se intervino abundante documentación que demuestra los traslados de los detenidos por diferentes países sudamericanos y la venta de los objetos.

Las piezas arqueológicas intervenidas se trasladarán al Museo Arqueológico Regional de la Comunidad de Madrid para su análisis, a la espera de que sean reclamadas por las autoridades de los respectivos países.

Etiquetas