Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

ETA

Mantienen la petición de 21 años de cárcel para el etarra que planeó atentados en Santander

El etarra Aritz Arginzoniz
Mantienen la petición de 21 años de cárcel para el etarra que planeó atentados en Santander
EFE

La Fiscalía de la Audiencia Nacional ha mantenido su petición de 21 años de cárcel para el etarra Aritz Arginzoniz, miembro del "comando Larrano" y que planificó una serie de atentados en Cantabria en el verano de 2007, durante el juicio.

Arginzoniz fue detenido el 10 de julio de 2007 en la estación de autobuses de Santander antes de que el 'comando Larrano' pusiera en práctica sus planes de atentar contra los Juzgados nuevos de la capital cántabra, la sede principal del Banco de Santander o la comisaría del Cuerpo Nacional de Policía, entre otros objetivos.

La Fiscalía considera que estos hechos son constitutivos de un delito de pertenencia a banda armada, tenencia ilícita de armas y de explosivos y de falsificación de documentos oficiales con finalidad terrorista, para los que solicita un total de 21 años de prisión.

En el juicio, que ha quedado visto para sentencia en la Audiencia Nacional, Arginzoniz se ha negado a declarar mientras que su abogado ha argumentado que la declaración policial de su defendido se produjo bajo torturas.

Por contra, el fiscal Miguel Carballo ha recordado que Arginzoniz fue visitado hasta en diez ocasiones por un forense y un médico designado por su familia, que no apreciaron lesiones en el etarra.

Por ello, el fiscal ha considerado que la prolija y extensa declaración ante de la Policía de Arginzoniz, en la que confesó los planes del 'comando Larrano' y su pertenencia a ETA, fue realizada de forma "libre y espontánea".

Además, Carballo ha subrayado que muchos de los detalles aportados por el acusado se han podido constatar objetivamente con pruebas.

Tanto los testigos como los peritos solicitados por el Ministerio Fiscal han ratificado los informes incluidos en la causa.

En sus conclusiones, el fiscal narra como Argingoniz, en compañía del etarra Eneko Zarrabeitia Salterain "Sorgin", se reunió con el entonces jefe de los comandos de ETA, Garikoitz Azpiazu Rubina, "Txeroki", el 29 de junio de 2007, apenas diez días antes de ser detenido.

En aquella entrevista, el jefe de los comandos de ETA entregó a Arginzoniz una serie de objetivos que debían ser atacados en Cantabria, así como una de las pistolas que habían sido sustraídas el 23 de octubre de 2006 en la localidad francesa de Vauvert.

En el momento de su arresto, el etarra portaba una mochila en la que ocultaba un revólver cargado, un temporizador con el anagrama de ETA, un mapa de carreteras de España y Portugal, un callejero de Santander y diversa documentación falsa.

En su testimonio ante el tribunal, el policía que detuvo al etarra ha recordado que constató que Arginzoniz utilizaba documentación falsa al ser incapaz de precisar el nombre de los padres que constaba en el DNI falso.

Etiquetas