Nacional
Suscríbete

pp

Casado, vuelta al ruedo para calzarse el traje de presidenciable

El líder del PP no ha mencionado a Vox, aunque ha dicho que sus adversarios han ido cayendo, en alusión a Ciudadanos, y ha pedido que vuelvan al PP liberales y conservadores.

Cierre convención nacional pp en la Plaza de Toros de valencia
Cierre convención nacional pp en la Plaza de Toros de valencia
Manuel Bruque Manuel Bruque

Nueve mil personas dentro y tres mil fuera. La demostración de fuerza del PP en la plaza de toros de Valencia se ha medido por miles y para celebrarlo un Pablo Casado encumbrado por todos ha dado una vuelta al ruedo.

Por el corredor, porque la arena estaba repleta de simpatizantes, Casado ha ido saludando a los suyos, como también ha hecho en las inmediaciones del coliseo, con un emocionado agradecimiento a los que han seguido el mítin, también conocido como convención nacional, desde una pantalla.

Y en un cónclave que hasta hoy no había destacado por lo ideológico, sino por la adhesión sin fisuras a Casado, el presidente del PP ha enarbolado un discurso duro, en el que ha buscado dar la batalla cultural a la izquierda sin renunciar a ninguna de las banderas, desde la fiscalidad a la unidad de España.

El líder del PP no ha mencionado a Vox, aunque ha dicho que sus adversarios han ido cayendo, en alusión a Ciudadanos, y ha pedido que vuelvan al PP liberales y conservadores, aunque también llama a los socialdemócratas decepcionados con Pedro Sánchez.

Casado fue elegido por los suyos para rescatar al PP hace tres años y en Valencia, como en los días previos de convención itinerante en Santiago, Valladolid, Madrid, Sevilla y Cartagena, ha sido revalidado en el cargo.

Todos sus barones autonómicos han augurado su llegada a la Moncloa. Como los expresidentes José María Aznar y Mariano Rajoy. Hoy, en Valencia, lo han hecho los militantes del PP, que han dejado una imagen de lleno total, de tiempos bipartidistas, como en los momentos dulces de los populares.

Fue el nuevo presidente del PP valenciano, Carlos Mazón, quien ofreció al líder del partido llenar la plaza de toros si traía el cierre de la convención nacional del partido a esta tierra, un compromiso que ha cumplido con creces, recordando a aquellos momentos en que el PP encadenaba mayorías absolutas.

Valencia era hoy una fiesta para el PP. Una celebración del viento de cola con el que los populares esperan recuperar el PP, y en un escenario simbólico, desde el que los populares valencianos se vanaglorian de haber aupado a presidentes autonómicos y nacionales.

Sombreros repartidos por el partido para combatir el sol, abanicos, pancartas y el Dj Pulpo, el pinchadiscos de confianza de los populares, siempre al día con la música de moda en el momento, han compuesto la estampa del baño de masas del Partido Popular.

Casado en la plaza de toros de Valencia, este domingo.
Casado en la plaza de toros de Valencia, este domingo.
EP

Pero también los aplausos a los antecesores de Casado, a la exalcaldesa de Valencia Rita Barberá, al rey y a la libertad. Los populares han hecho uso durante toda la convención de música electrónica, pop y rock, pero para poner el broche en Valencia han optado por el himno de España.

Y es que los populares han recuperado este domingo un símbolo que dejaron de utilizar tras la debacle electoral en las municipales y autonómicas de 2015, que les llevó a perder el gobierno de la Generalitat y la Alcaldía de Valencia, tras más de 20 años en el poder.

Ahora, después de una legislatura y media en la oposición y con un nuevo líder, el PPCV se atreve otra vez con este escenario, pues se siente preparado para recuperar la Generalitat y la Alcaldía, y para abrir el camino que lleve a Pablo Casado a la Moncloa. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión