Despliega el menú
Nacional

El Gobierno rectifica y ordena también el cierre de las peluquerías y barberías

Los profesionales del gremio habían pedido a Sánchez que reconsiderara su decisión, y la presidenta de Madrid anunció que la desobedecería. El servicio se mantedrá a domicilio.

Escaparate de la peluquería Jean Louis David.
Escaparate de la peluquería Jean Louis David.
R. C.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha decidido incorporar el cierre de las peluquerías a las restricciones que introduce el estado de alarma vigente desde la pasada medianoche en España, pero permitirá que este servicio se pueda prestar a las personas mayores en sus domicilios por higiene.

Así lo han anunciado fuentes del Palacio de La Moncloa, que enmarcan esta rectificación del Gobierno en la reflexión que ha hecho Sánchez tras escuchar las sugerencias de los presidentes autonómicos, con los que ha mantenido una videoconferencia en la mañana de este domingo.

Fue la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, la que hizo esta solicitud a Sánchez en este encuentro al entender que los profesionales de este sector, "tan numeroso en Madrid", y que tienen que estar "piel con piel en contacto con clientes" tuviesen que acudir a trabajar.

Al encontrar flexibilidad en el presidente, Díaz Ayuso se anticipó y anunció en un tuit esta tarde que las peluquerías de Madrid cerrarían a partir de este lunes, un anuncio que generó malestar en el Ejecutivo.

Como consecuencia, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, se puso en contacto con ella para advertirle de que, bajo el estado de alarma "en este momento", no tiene "ninguna competencia legal" para ordenar el cierre de las peluquerías en Madrid, señalan fuentes de Moncloa.

Illa le recordó que el Gobierno de España es "la única autoridad para adoptar decisiones respecto a la eventual suspensión de actividades comerciales". Según fuentes de Moncloa, la presidenta madrileña ha entendido el procedimiento.

Pero lo cierto es que el Gobierno rectifica una decisión que ya desde el mismo sábado, cuando se dio a conocer el contenido de las medidas del estado de alarma, no fue bien entendida por la opinión pública.

Así, la prestación de servicios de peluquería solo se mantendrá en el conjunto del país "a domicilio, para garantizar la atención e higiene de las personas más vulnerables", que fue el motivo que llevó al Gobierno a decidir que estos negocios se mantuviesen abiertos bajo el estado de alarma, según las mismas fuentes.

Además, el Consejo Nacional de Empresarios de Peluquería y Estética (Conepe) había argumentado en un comunicado que la salud pública y la seguridad deben primar en este caso, por lo que precisamente las razones para su petición al Ejecutivo son asegurar la protección y seguridad de los peluqueros como de las personas mayores.

El secretario jurídico de Conepe, Antonio Jaumandreu, había afirmado que "resulta imposible mantener la distancia de seguridad de al menos un metro de distancia recomendada por el Ministerio de Sanidad". Sin perjuicio, ha dicho Jaumandreu, de que con carácter voluntario y el debido control sanitario por parte del Ministerio de Sanidad se puedan establecer determinados puntos para atender a personas con necesidades muy concretas.

También la confederación empresarial de comercio vasca, Euskomer, y la federación vasca de empresas de imagen personal habían pedido que las peluquerías se incluyeran entre los negocios que deben suspender su actividad para contener la expansión del coronavirus, aunque habían apuntado la posibilidad de crear unos "servicios mínimos consensuados" para quienes lo necesiten y con "seguridad sanitaria".

Ambas organizaciones vascas consideraron que hay una "grave incoherencia entre las medidas antipropagación propuestas por las autoridades sanitarias", como la necesidad de mantener una distancia de seguridad, y el tener que mantener abiertas sus empresas.

También el sector peluquero de Navarra tildó de "incongruencia muy gorda" la decisión del Gobierno

"El señor Sánchez se ha pillado los dedos él solo, porque no se puede ser un artículo de lujo y de primera necesidad al mismo tiempo. No puede ser que se nos considere un artículo de lujo, con IVA al 21% y al mismo tiempo de primera necesidad. ¿En qué quedamos?", se ha preguntado Cristina Aguirre, coordinadora de la Plataforma de Peluqueros Unidos de Navarra.

Asimismo, el Gremio de Peluqueros de Pime Mallorca (Grepels Gapb) había manifestado su disconformidad con la decisión del Gobierno y pedido que se cierren estos establecimientos durante la crisis sanitaria y solo atiendan a discapacitados y personas con problemas de movilidad, bajo petición.

Desde La Coruña se ha hecho viral en las redes sociales un vídeo de una peluquera coruñesa que se pregunta: "¿Cómo guardo un metro de distancia para cortar el pelo?".

"¡Que me expliquen cómo guardo un metro de distancia para secar el pelo y cómo guardo las medidas de higiene! No hay geles, no hay mascarillas. ¿Cómo hago para no exponer a mis clientes?", reitera esta autónoma enfadada que ha conseguido en apenas quince horas más de 200.000 visualizaciones en Facebook.

Etiquetas
Comentarios