Despliega el menú
Nacional

​El Rey asistirá a la intervención del Papa Francisco ante la ONU

La cumbre tiene el propósito de fijar los objetivos de desarrollo sostenible que sustituirán a los del Desarrollo del Milenio.

Felipe VI en una imagen de archivo.
Felipe VI: "España la construimos entre todos, no solo las instituciones"
Afp

Apenas una semana después de reunirse en Washington con el presidente de los EE. UU., Barack Obama, el Rey viaja de nuevo a este país para intervenir el viernes en la Cumbre de Desarrollo Sostenible de la ONU que se celebra en Nueva York, donde escuchará el discurso de apertura que pronunciará el Papa Francisco. 

En el marco de su primera visita a EE. UU., el pontífice hablará al comienzo de una importante cita mundial que reunirá en Nueva York a más de 150 jefes de Estado y de Gobierno previa a la celebración de la 70ª Asamblea General de la ONU.

La cumbre tiene el propósito de fijar los objetivos de desarrollo sostenible que sustituirán a los del Desarrollo del Milenio. Felipe VI, que este miércoles parte rumbo a los EE. UU., coincidirá en la ONU con los líderes internacionales asistentes, muchos de ellos de Latinoamérica, y está previsto que mantenga encuentros bilaterales aún no cerrados. Sí que está fijada una entrevista con el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, el próximo viernes, una hora antes del discurso del Rey ante el Plenario de la Asamblea General de Naciones Unidas.

Allí abordará las apuestas de España sobre los objetivos de desarrollo de la comunidad internacional para los próximos 15 años. Además, aprovechará su estancia en Nueva York para encontrarse, mañana jueves, con los funcionarios españoles destinados en Naciones Unidas.

El acto se celebrará en el Instituto Cervantes, según el programa provisional de actividades facilitado hoy por la Casa del Rey. Felipe VI no sólo estará presente, acompañado del ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, en la alocución del Papa Francisco ante la Asamblea General de la ONU, ya que también escuchará otras intervenciones de los copresidentes de la cumbre y del propio Ban Ki-moon.

El Monarca hablará para la comunidad internacional justo un año después de su primer discurso ante la Asamblea General de la ONU, que tuvo lugar tres meses después de su proclamación. En aquella ocasión, el Rey ratificó el compromiso con los valores de Naciones Unidas de una "España renovada" capaz de superar las dificultades, que rechaza el fanatismo y la intolerancia y "demanda integridad y ejemplaridad". También pidió apoyo para la incorporación de España al Consejo de Seguridad como miembro no permanente, un puesto que logró el pasado 16 de octubre.

En este caso, el motivo de la que será su segunda intervención ante la ONU es la Agenda de Desarrollo post-2015, con la que Naciones Unidas pretende establecer una nueva agenda de desarrollo sostenible para los próximos quince años. Sus tres metas son acabar con la pobreza extrema, luchar contra la desigualdad y la justicia y resolver el problema del cambio climático, y se pretender conseguirlo en todos los países del mundo, a través de 169 objetivos y con más de 300 indicadores.

A diferencia de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (OMD), que fueron elaborados por un grupo de expertos a puerta cerrada, los nuevos propósitos surgen de un debate que ha implicado a los 193 países miembros de la ONU y también a la sociedad civil y a los sectores afectados. El crecimiento económico, la inclusión social y la protección del medio ambiente figuran en el frontispicio de estos nuevos objetivos, marcados para todos los países sin excepción, en tanto que los OMD se dirigían únicamente a los países más pobres o en desarrollo.

La presencia de Felipe VI en Nueva York completa una intensa agenda internacional del Monarca desde la vuelta de las vacaciones de verano. El sábado pasado regresó del viaje oficial que había emprendido a EE. UU. el martes 15 de septiembre, acompañado de la Reina Letizia. Ambos visitaron Washington, donde se reunieron con Obama y su esposa Michelle, y también Miami y la ciudad de San Agustín, en Florida. El domingo día 20, Felipe se desplazó a Lille (Francia) para presenciar la final del campeonato europeo de baloncesto, con victoria de la selección española contra Lituania.

Etiquetas
Comentarios