Despliega el menú
Nacional

Plataforma de Afectados por las Hipotecas

La portavoz de la PAH llama "criminal" en el Congreso a un representante de la banca

Ada Colau invito a los diputados a colaborar unos días con la plataforma para "saber los que son las amenazas".

La portavoz de la Plataforma de Afectados por las Hipotecas (PAH), Ada Colau, calificó este miércoles de "criminal" al secretario general de la Asociación Española de Banca (AEB), Javier Rodríguez Pellitero, durante su intervención ante la Comisión de Economía del Congreso cuyo presidente, el 'popular' Santiago Lanzuela, le pidió que retirara esas palabras y amenazó con suspender la sesión si reiteraba esas acusaciones. 

Durante su primer turno de intervención, que se celebró tras la comparecencia de la AEB, Colau puso en cuestión las palabras de "supuestos expertos a los que se está dando excesivo crédito" en relación con el problema de los desahucios, y calificó de "cínicas" las palabras de Pellitero, que defendió el sistema hipotecario español.

"Decir que la legislación española es estupenda cuando hay personas que se están quitando la vida por una ley injusta es absolutamente criminal. Les aseguro que no le he tirado un zapato porque quería explicar mi punto de vista. Es un criminal y deberían tratarle así, no es un experto", ha dicho con la voz rota.

Además, recordó a los diputados que "las entidades financieras son las que han causado el problema y han arruinado la economía de este país" y, pese a ello, se les "sigue tratando de expertos".

"Retire sus palabras"

Al término de su intervención, Santiago Lanzuela tomó la palabra para recordarle a Colau que fue invitada a comparecer por acuerdo de todos los grupos, lo mismo que el resto de intervinientes, y señaló que "aunque en el Congreso la libertad de expresión es una regla de oro hay límites" y no hay "diferencias de criterio por muy abismales que sean" que justifiquen esas "gravísimas ofensas".

"Si usted hubiera sido diputada le habría tenido que llamar al orden en un momento determinado por graves conceptos ofensivos hacia el interviniente anterior. Le quiero pedir que los retire del acta", le ha pedido, obteniendo un escueto 'no' por respuesta. A renglón seguido, el 'popular' avisó de que si la portavoz de PAH "vuelve a decir eso" suspendería la sesión. "Le ruego que piense que lo que ha hecho es muy grave y le ruego que retire esas palabras", ha insistido.

Por su parte, Colau replicó al presidente de la Comisión que más que sus palabras lo que "ha faltado es que esta llamada de atención se la hubiera hecho" a Pellitero "cuando ha negado el problema y ha despreciado e insultado a quienes sufre este problema". "Hay muchas formas de violencia y de desprecio, y a la gente con la que yo estoy cada día nos ha ofendido profundamente", añadió.

Sin embargo, para Lanzuela el representante de la AEB no hubo  ninguna "ofensa de la gravedad" de las palabras de Colau, y le recordó que por muchas firmas que haya recogido los diputados "representan a todos los españoles a través de las urnas y respetando las reglas del juego democrático".

"No aceptamos amenazas" 

Por otra parte, Lanzuela criticó también las "amenazas" lanzadas por la portavoz de la Plataforma a los diputados. Y es que Colau ha avisado de que, tras "agotar todas las vías que ofrece el sistema", los ciudadanos "señalarán en la calle" a quienes no apoyen las exigencias "de mínimos" recogidas en la iniciativa legislativa popular (ILP) sobre dación en pago.

"Algunos lo hemos visto como si nos amenazasen. Los diputados, en su libertad de conciencia, votarán lo que crean convenientes, pero le rogaría que no nos amenace", dijo el presidente de la Comisión.

Un día en la plataforma 

Además, Colau invitó a todos los diputados del Congreso a "acompañar a las plataformas antidesahucios en sus actuaciones cotidianas durante unos días". "Van a ver así qué son las amenazas, cómo las entidades financieras machacan a buena parte de la población, amenazando con que si no pagan va la policía o les quitan la custodia de sus hijos".

Posteriormente, en declaraciones a los medios, Colau reiteró su opinión de que en sus palabras "no había razones para sentirse amenazados" y concluyó que el rifirrafe con el presidente de la Comisión se debía "a una reacción a la defensiva". "Han sentido que se les ha interpelado por lo que claramente ha sido, hasta ahora, una incompetencia manifiesta de esta institución, que no ha reaccionado ante uno de los principales dramas del país, y en ese sentido algunos diputados se han dado por aludidos y han salido a la defensiva", señaló.

Etiquetas