Nacional

Presupuestos Generales del Estado

El Gobierno congelará el salario de los funcionarios

Rajoy descarta subir el IVA mientras Montoro anuncia "reformas parciales dentro de los grandes impuestos"

El Gobierno sigue sin avanzar las medidas que contendrán los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2012 y que prevé aprobar el próximo viernes porque aún no está "cerrado". Sin embargo, ha adelantado algunos detalles que incluirán las cuentas públicas, como la congelación de los salarios de los funcionarios y el recorte del gasto de los ministerios, que caerá un 14% de media frente al 12,5% previsto inicialmente.

Mientras el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha descartado la posibilidad de subir el IVA, el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha adelantado "reformas parciales dentro de los grandes impuestos".

Si algo se sabe de cómo serán los Presupuestos Generales que el Ejecutivo aprobará en el Consejo de Ministros este viernes es que serán "muy austeros". Así lo ha avanzado Rajoy en una rueda de prensa en Seúl tras participar en la Conferencia de Seguridad Nuclear, donde este martes ha anunciado algunos detalles que incluirán las cuentas públicas de este ejercicio.

Según ha señalado, en ellas no solo congelará el salario de los empleados públicos, sino que también reducirá el gasto de los ministerios, que caerá un 14% de media frente al 12,5 que se había anunciado inicialmente cuando se aprobó el techo de gasto.

En este contexto, el presidente del Gobierno ha explicado que España gastó el año pasado 90.000 millones más de lo que se ingresó. "Así no podemos seguir y este año el Presupuesto del Estado va a bajar una media de 14 por ciento, casi un 15 por ciento de gasto por ministerio", ha revelado.Interior, de los menos afectados

Uno de los ministerios "menos afectados" por el recorte de los PGE será el de Interior, según ha anunciado este martes en el Congreso el titular de esta cartera, Jorge Fernández Díaz. "Vamos a vernos afectados como todos, pero menos", ha adelantado el ministro.

Al ser preguntado por esta cuestión, ha asegurado no conocer "en particular" la reducción prevista para su departamento, pero ha añadido que "lo que está claro es que el Ministerio del Interior, que es el encargado de la seguridad pública, es uno de los Ministerios que va a ser menos afectado. Ya fue así en el Decreto Ley anterior y lo va a seguir siendo ahora".

En el caso del presupuesto destinado a Defensa, éste sufrirá un recorte de entre un 12% y un 14%, que será una vez que se conozca la cifra cuando se determine en qué capítulos se llevarán a cabo los ajustes necesarios.

"Nosotros vamos a recibir un recorte para el año 2012, que es el que vamos a presentar el viernes. Yo calculo que tendremos una reducción de aproximadamente entre un 12 y un 13 o un 14 por ciento, y tendremos que mirar en qué capítulos lo tendremos que hacer en conjunto con el Jefe del Estado Mayor de la Defensa y los Estados Mayores", ha explicado el ministro de Defensa, Pedro Morenés, en una entrevista en RNE.

Asimismo, ha asegurado que los recortes que se llevarán en el presupuesto para el ramo de Defensa no serán mayores a los que van a sufrir otros Ministerios. "No más. Van a sufrir los mismos, porcentualmente", ha confirmado Morenés.

Objetivo, cumplir el déficit

Tras destacar que los PGE se aprueban a finales de marzo como él mismo había anunciado en el debate de investidura, Rajoy ha señalado que las cuentas públicas se han elaborado con el objetivo de cumplir con el "compromiso" de déficit público del 5,3 por ciento "acordado" con la Unión Europea.

De este modo, ha descartado la posibilidad de subir el IVA y bajar el sueldo a los funcionarios porque España necesita consumo e inversión. "No queremos tocar todo aquello que afecte al consumo", ha indicado para a la vez recordar que solo las pensiones subirán en los PGE por una razón "de justicia" y porque congelarlas o bajarlas también afectaría al consumo.

No obstante, el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha adelantado este martes que los PGE pueden incluir "reformas parciales dentro de los grandes impuestos" y "contribuciones más equilibradas y mejor ponderadas entre los agentes económicos".

Tras participar en la presentación del libro 'Rodrigo Rato. El gran artífice', Montoro señaló que el Ejecutivo está estudiando estos días este tipo de medidas, pero descartó que se vaya a acometer "ningún cambio tributario que perjudique el crecimiento económico y la creación de empleo".

"En nuestro proyecto político no figura la subida de impuestos permanente, no creemos que haya que subir ninguno de los grandes impuestos en España y no creemos que vayamos a salir de esta crisis con mayores impuestos, porque estamos en recesión y no podemos aplicar ninguna subida que pueda profundizar en la recesión y deprimir el consumo", reiteró Montoro, tras recordar que la subida del IRPF es "temporal".

NO EST "CERRADO"

A pesar de que no ha querido avanzar las medidas que contendrán los PGE porque aún no está "cerrado", Rajoy ha recalcado que "definitivamente" las iniciativas no van por la vía de subir los impuestos al consumo. Además, ha recordado que el déficit se puede reducir recortando el gasto, subiendo los impuestos o haciendo que mejore la actividad.

En cualquier caso, el presidente del Gobierno ha recalcado que "será un presupuesto muy austero porque tiene que serlo". Si bien, ha insistido que "intentará ser justo y equitativo" a la hora de tomar decisiones y no hacer "daño" al consumo.

Por otro lado, Rajoy ha recordado que el próximo 31 de marzo se cumplirán sus cien primeros días al frente del Gobierno. Un período en el que, según ha detallado, han presentado un paquete de reformas "muy importantes".

Entre ellas ha destacado la Ley de Estabilidad Presupuestaria, la reestructuración del sistema financiero, la reforma laboral, la Ley de mediación, las normas sobre proveedores, o la reducción de organismos autónomos y entes públicos.

Una vez que este viernes se aprueben los PGE, ha proseguido, el Ejecutivo iniciará un nuevo capítulo de reformas, "tan importantes como las que se han hecho en estos tres meses", que afectarán a servicios públicos, a la administración y al sector eléctrico.

"El Gobierno está convencido de lo que ha hecho. Creo que hemos fijado un objetivo claramente, hemos marcado un rumbo y hemos marcado decisiones. No recuerdo en los cien primeros días un Gobierno, no lo ha habido, haya hecho tantas reformas como éste, y probablemente por eso también reciba una huelga general", ha enfatizado.

Etiquetas