Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

La sustracción de vehículos se cuadruplica hasta los 21 casos

Suelen ser hurtos y sumaron siete en 2015 mientras que el de 2016 ha sido el primer aumento en los cuatro últimos años.

En verano robaron una furgoneta y dinero del antiguo almacén municipal de Soria.
En verano robaron una furgoneta y dinero del antiguo almacén municipal de Soria.
Mariano Castejón

La sustracción de vehículos es un fechoría poco ejecutada en la provincia de Soria. Su número se ha cuadruplicado en el último año, de 2015 a 2016, pero aun así la incidencia es "tan pequeña" que no se puede considerar "una alarma delincuencial". Luis Gómez, inspector de Participación Ciudadana de la comisaría de Policía Nacional en Soria, pone luz sobre un aumento porcentual desmesurado (200%) que en la comparativa nacional deja a la provincia como la menos fiable de toda España para dejar el bólido a merced de los elementos. Quién lo diría.

"En Soria trabajamos con cifras tan pequeñas que no se puede considerar ni siquiera una delincuencia habitual", resume. Los 21 casos que el Ministerio del Interior contabiliza en su informe anual suponen que se ha cometido un delito de este tipo poco menos de dos veces al mes. Queda lejos con esa cuenta del resto de territorios. Solo en Teruel los ladrones han sido menos concienzudos y se han contabilizado 18. La siguiente provincia hacia arriba en la lista es Ávila, ya con 35.

Los datos en la provincia, además, "fluctúan mucho", explica Gómez. De hecho, en los últimos seis años la cifra ha pasado de los 36 que había en 2011 a los siete que se registraron en 2015. Fueron 26 en 2012, 20 en 2013 y 11 en 2014. Es decir, este es el primer aumento en cuatro años. Hasta la fecha, en el primer trimestre de 2017, tanto Guardia Civil en la provincia como Policía Nacional en la capital han registrado media docena, como el año pasado. La mayoría se producen en capital.

En la comparativa anual, Madrid queda a la cabeza, con 10.559 sustracciones de vehículos, y en total en toda España han sido 43.524. Este dato, con un número lo suficientemente elevado como para compararlo, ha subido en el mismo periodo un 0,8%, el primer aumento en cinco años.

No es una alarma

En la provincia se suponen menos coches que en la capital de España, pero aun así los datos con los que trabajan los cuerpos de seguridad de Estado en este territorio llevan a determinar que esta problemática en Soria "no es para nada una alarma delincuencial", incide Gómez. Además, aclara, "casi todos son por hurtos, porque no hay forzamientos, y muchas veces suelen ser ciclomotores o motos más que vehículos", asegura.

Es decir, que si hace unos diez años recuerda que lo habitual en este tipo de casos era que se sustrajesen aquellos Fiat uno cuadrados que terminaban quemando rueda trompo va y trompo viene, ahora lo habitual es que desaparezcan motos, a veces por "descuidos". No ayuda para evitar la comisión del delito que el presunto maleante reciba con agrado unas llaves en el contacto de la motocicleta o ciclomotor. Una situación que relata el inspector.

Con ello explica Gómez que no se llevan en Soria los típicos y más peliculeros ‘puentes’, aunque "sí que ha habido etapas en las que se han hecho". Es más común que puedan extraviarse unas llaves y que los infractores vayan probando por los coches cercanos o que simplemente prueben suerte.

Además, agrega, ocurre a veces que estas fechorías se cometen al realizar otras. "Por ejemplo, si entran a robar a una nave del polígono donde hay empresas de distribución y ven una furgoneta, la cogen y se llevan productos que luego aparecen en Madrid", explica Gómez. De nuevo recuerda que en estas ocasiones, al estar los vehículos dentro de un entorno considerado seguro es habitual dejar las llaves dentro o cerca, lo que ayuda a los malhechores a hacer más grande su botín o incluso a escapar con él.

Y se suelen recuperar los vehículos, "la inmensa mayoría", dice. Eso sí, pueden aparecer a cientos de kilómetros o quizá en las inmediaciones. Con la matrícula no hay problema, ya que "aunque la cambien siempre está el número de bastidor".

Consejos "de andar por casa"

Para evitar sustos, recuerda Gómez, no es necesario hacer nada especial. Sus consejos, dice, son "muy de andar por casa". Tener a buen resguardo las llaves del coche, moto o ciclomotor o fijarse bien cuando se cierra la puerta del garaje. Tampoco hay que dejar las puertas del coche abierto, incluso aunque esté encerrado. Recuerda que, en este caso, "la principal seguridad es parte del ciudadano".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión