Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

EL SALVADOR

Un policía y cuatro pandilleros acusados por el asesinato del periodista español

Los presuntos atacantes
Un policía y cuatro pandilleros acusados por el asesinato del periodista español
EFE

La Fiscalía y la Policía de El Salvador acusaron a cuatro pandilleros de la 'Mara-18' y a un policía del asesinato del fotógrafo franco-español Christian Poveda, que recibió el último adiós de colegas y amigos.

El subdirector de la Policía Nacional Civil (PNC), Mauricio Ramírez Landaverde, declaró en una rueda de prensa que se giraron órdenes de captura contra cinco personas, entre ellas, un agente policial que mantenía contactos con la 'M-18'. "Han sido capturadas cinco personas, cuatro de ellas integrantes activos de la pandilla 18 de la zona de El Rosario de Tonacatepeque. Asimismo, ha sido capturado un miembro de la institución policial", añadió.

Los detenidos fueron identificados como el policía Juan Napoleón Espinoza y el presunto pandillero Calixto Rigoberto Escobar.

También se responsabilizó del hecho a José Alejandro Melara y Luis Romero Vásquez, capturados recientemente, así como a Nelson Lazo Rivera, quien cumple una condena en el penal de la ciudad Cojutepeque y es considerado el autor intelectual del crimen.

Melara, Vásquez y Lazo Rivera fueron "intimados" (acusados) por este delito, que se suma a otras causas por las que estaban detenidos.

El subdirector de investigaciones de la Policía, Howard Coto, detalló que, según las investigaciones, el asesinato se perpetró después de el policía, "en una acción personal e irresponsable", dijera a los pandilleros que Poveda daba información a las autoridades.

"Nosotros (...) debemos decir y negar categóricamente que eso sea cierto. Jamás, hasta este momento, ni el señor Poveda ni ningún periodista nos ha brindado a nosotros información que nos sea de utilidad y que hayan obtenido producto de su trabajo o de su investigación periodística", aclaró Coto.

Indicó, igualmente, que Espinoza mantenía "una relación bastante cercana" con miembros de la pandilla, de quienes obtenía "algunos beneficios de las extorsiones" y a quienes proporcionaba munición.

El jefe policial sostuvo que Lazo Rivera, tras ser informado de la situación, ordenó que se indagara la versión del agente policial y que de comprobarse se asesinara a Poveda.

El asesinato de Poveda fue cometido el pasado 2 de septiembre en una zona rural del poblado de El Rosario, próximo a la localidad de Tonacatepeque, en el departamento de San Salvador.

Coto afirmó que "esta investigación no está terminada" e indicó que "si existieran elementos de prueba que imputaran a otras personas" harán "todo lo necesario para su detención".

Las explicaciones sobre los arrestos se produjeron el mismo día en que el periodista asesinado fuera homenajeado hoy También por decenas de amigos y colegas, que ofrecieron una misa en su honor, presidida el obispo auxiliar de San Salvador, Gregorio Rosa Chávez.

Al acto litúrgico asistió la madre del fotógrafo, María Luisa Ruiz de Poveda, y su hermana María José Poveda, quien llegaron al país procedente de España, así como los embajadores de ese país en El Salvador, José Javier Gómez-Llera, y de Francia, Blandine Kreiss.

La hermana, al final de la ceremonia, expresó su agradecimiento y pidió que la muerte de Poveda sirva para impulsar un cambio en El Salvador.

Según dijo el embajador de España en San Salvador, José Javier Gómez-Llera, la legación coordina con la familia la repatriación del cadáver para que pueda ser trasladado a España presumiblemente el fin de semana.

Los restos del periodista franco-español Christian Poveda, asesinado el 2 de septiembre en El Salvador, serán trasladados a Alicante por sus familiares. Poveda, fotógrafo durante la guerra civil salvadoreña (1980-1992), fue el director del documental 'La vida loca', que cuenta la historia de un grupo de pandilleros de la 'M-18' del barrio La Campanera, próximo a la zona donde lo asesinaron.

Etiquetas