Despliega el menú
Internacional

AFGANISTÁN

Karzai dice que la comunidad internacional apoya el plan de dialogar con los talibanes

El Gobierno de Afganistán cuenta con el apoyo internacional, sobre todo de Estados Unidos y Europa, en sus esfuerzos de dialogar con los talibán en vistas a una reconciliación y para conseguir que abandonen las armas, aseguró en Estambul el presidente afgano, Hamid Karzai.

Por ello, el líder afgano explicó que su gobierno podría pedir a la ONU que retire de la lista de grupos terroristas a los talibán más moderados con los que Kabul entablaría el diálogo.

"Nuestro esfuerzo cuenta con el respaldo de nuestros socios, particularmente de Estados Unidos y Europa", dijo Karzai en una rueda de prensa conjunta con sus homólogos de Pakistán, Asif Ali Zardari, y Turquía, Abdullah Gül.

Los tres líderes se reunieron en Estambul para aumentar su cooperación en la lucha contra los grupos radicales y renovaron su voluntad de luchar contra todo tipo de terrorismo.

Mientras tenía lugar el encuentro presidencial, miembros de los servicios secretos y de los Ejércitos de Pakistán y Afganistán se reunieron para intensificar su cooperación, a pesar de una larga historia de desconfianza entre las partes.

Turquía intenta desde hace tiempo acercar las posiciones de Kabul e Islamabad ya que las sospechas afganas de que Pakistán ayuda a los taliban han envenenado las relaciones entre los dos vecinos.

Como uno de los temas principales se discutió el plan de Karzai de reintegrar a ciertos grupos taliban dándoles mejor protección y beneficios económicos a cambio del abandono de las armas, una iniciativa en la que participaría Turquía.

De hecho, según algunas fuentes paquistaníes, Ankara ya habría mantenido conversaciones con algunos grupos taliban para convencerles de que dejen la lucha armada.

Diplomáticos turcos, citados por la agencia de noticias estatal Anadolu, han asegurado que el plan de Karzai tiene el apoyo de Turquía y de la comunidad internacional.

También Zardari se mostró partidario del diálogo con aquellos que "quieran dejar su modo de vida (la lucha armada) y sean capaces de reconciliarse".

"No podemos distanciarnos del diálogo y hablar siempre de la guerra", afirmó el presidente paquistaní.

Este martes, varios países vecinos de Afganistán se reunirán en una conferencia regional en Estambul para discutir una estrategia de estabilización del país asiático, donde la OTAN y Estados Unidos tienen estacionados decenas de miles de soldados.

Al encuentro tienen previsto asistir los ministros de Exteriores de Irán, China, Turkmenistán, Uzbekistán, Tayikistán, Pakistán y Reino Unido, además de un asistente del Enviado Especial para Afganistán de Estados Unidos.

La de este lunes ha sido la cuarta reunión trilateral sobre la situación en Afganistán y Pakistán que acoge Turquía.

En este caso servirá de base a la cumbre que tendrá lugar el próximo 28 de enero en Londres, cuyo objetivo es preparar un calendario para la transferencia de responsabilidades de la misión de la OTAN en Afganistán al gobierno de Kabul.

A los 60 países que se espera que participen a nivel ministerial en el encuentro de Londres se les pedirá ayuda en el entrenamiento de la policía y el Ejército afganos.

Además de los temas de seguridad, en el encuentro de hoy se hicieron progresos en asuntos de educación, transporte y economía, según dijeron a Anadolu fuentes del Ministerio de Exteriores turco.

Los tres países firmaron un acuerdo conjunto en el campo de la educación y se comprometieron a mejorar la instrucción femenina en Afganistán y Pakistán.

También tuvo lugar una reunión bilateral entre las delegaciones turca y paquistaní en la que se avanzó en los planes de construcción del ferrocarril Estambul-Teherán-Islamabad, que según las perspectivas de Ankara está destinado a unir China con Europa.

"La paz y la seguridad sólo se consiguen si se desarrolla la economía", dijo el ministro de Exteriores turco, Ahmet Davutoglu, quien añadió que Turquía desea ver una mayor cooperación económica entre Afganistán y Pakistán.

Etiquetas