Despliega el menú
Internacional

MUY PRÓXIMO A SARKOZY

El ministro francés del Interior, condenado por "injurias racistas"

El ministro de Interior francés, Brice Hortefeux, tendrá que hacer frente a una multa de 750 euros por un comentario injurioso a un joven militante de su partido de origen magrebí.

El ministro francés del Interior, Brice Hortefeux, fue condenado a una multa de 750 euros por "injurias racistas" a un joven militante de su partido de origen magrebí.

Los abogados del ministro, presentes en el Tribunal Correccional de París en la lectura del veredicto, anunciaron que apelarán la sanción.

Los hechos por los que ha sido condenado Hortefeux, uno de los políticos más próximos al presidente, Nicolas Sarkozy, datan de septiembre de 2009, cuando el ex ministro de Inmigración e Identidad Nacional asistía a una reunión de su partido, la conservadora UMP, en la región de las Landas, en el suroeste de Francia.

Mientras se hacía fotos con un grupo de militantes, le presentaron a uno de origen magrebí y le dijeron que comía cerdo y bebía cerveza.

"Pero entonces no corresponde al prototipo", aseguró el ministro, que agregó que "siempre es necesario que haya uno, cuando hay uno no importa, es cuando hay muchos cuando aparecen los problemas".

Ese diálogo, grabado en un vídeo con un teléfono móvil y difundido por internet, provocó una enorme polémica en el país y llevó al Movimiento contra el Racismo (MRAP) a presentar una denuncia por "injurias racistas".

Su presidente, Mouloud Aounit, afirmó que las palabras del ministro del Interior hacían pensar a los inmigrantes "que no son franceses como los demás" y que tenían "una violencia inaudita".

Hortefeux siempre ha negado el carácter racista de sus palabras, aseguró que se refería a los militantes de la región y no a los musulmanes. Al tiempo, el ministro se dijo víctima de una "ridícula tentativa de polémica".

Etiquetas