Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

OCURRIDO EN 1994

Detenido un importante acusado del genocidio ruandés

Uno de los principales acusados del genocidio de Ruanda de 1994, Idelphonse Nizeyimana, fue detenido en Kampala y enviado al Tribunal Internacional de Arusha, en Tanzania, para ser procesado por crímenes contra la humanidad, informó la Policía ugandesa.

Nizeyimana, que era el jefe de los servicios secretos del régimen del presidente Juvenile Habyarimana, cuyo asesinato fue el detonante del genocidio ruandés, es uno de los principales acusados de la matanza de unos 800.000 tutsis y hutus moderados en Ruanda en 100 días de 1994, según cifras de la ONU.

Aparte de organizar la matanza de miles de personas, a Nizeyimana se le acusa en concreto del asesinato de la antigua reina de Ruanda, Rosalie Gichanda.

Según la portavoz de la Policía ugandesa, Judith Nabakooba, Nizeyimana fue detenido ayer en el hotel Executive Inn del barrio de Rubaga de Kampala, donde estaba escondido.

Nabakooba explicó que Nizeyimana llegó a Kampala el 1 de octubre y que entró en el país desde la República Democrática del Congo (RDC) por el paso fronterizo de Bunagana, con documentación falsa a nombre de Kawogo.

La pasado noche, Nizeyimana "durmió en la comisaría de Jinja Road y hoy ha sido traslado para ser juzgado en Arusha", donde se encuentra el Tribunal Internacional para el genocidio de Ruanda.

La responsable policial señaló que no tenía otros detalles, salvo que Nizemana voló desde Entebbe, el aeropuerto de Kampala, a Arusha en un avión de Naciones Unidas.

Muchos de los supuestos responsables del genocidio ruandés se refugiaron en la RDC y se reagruparon en organizaciones guerrilleras, entre ellas la Fuerza Democrática para la Liberación de Ruanda (FDLR).

En la actualidad, las fuerzas de la RDC y de Ruanda colaboran para poner fin a este grupo, que durante años ha llevado a cabo ataques en ambos lados de la frontera.

Etiquetas