Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

TRAGEDIA NACIONAL EN NORUEGA

Breivik quería bombardear dos edificios más

La policía noruega ha comenzado hoy el segundo interrogatorio al autor confeso de los atentados de Oslo y Utøya.

Breivik a su llegada a los juzgados esta mañana
Breivik tenía intención de bombardear dos edificios más
EFE

Las autoridades noruegas empezaron hoy con el segundo interrogatorio del autor confeso de los atentados del viernes, Anders Behring Breivik, en la central de la policía en Oslo.

Rodeado por un fuerte despliegue de seguridad, el radical de derechas de 32 años fue trasladado por la mañana en un jeep negro blindado desde la cárcel de Ila a la capital noruega.

Según nuevas declaraciones de su abogado, Geir Lippestad, Breivik tenía planes para más ataques y «bombardeos» el pasado viernes, cuando mató al menos a 76 personas con una bomba en el barrio gubernamental de Oslo y en una posterior masacre a tiros en la cercana isla de Utøya.

«Tenía ese viernes más planes en distintas dimensiones», aseguró Lippestad a la edición de hoy del diario 'Aftenposten'. Los planes, dijo su abogado, eran «igual de concretos» que los de Oslo y Utøya. Lippestad mencionó entre ellos la intención de Breivik de «bombardear» dos edificios más.

«Ese día ocurrieron cosas que no puedo especificar», agregó el letrado. «Tuvieron como consecuencia que todo transcurriera de forma distinta a como él se imaginaba».

Breivik hizo estallar el viernes primero un coche bomba delante del edificio del gobierno en Oslo, que costó la vida a ocho personas.

Dos horas después, el radical de derechas perpetró una masacre entre jóvenes que participan en un campamento de verano del partido socialdemócrata en Utøya, a 40 kilómetros de la capital. Ahí mató a 68 personas antes de ser detenido.

Hoy será enterrada en Nessoden, al sur de Oslo, la primera víctima de la matanza. La joven Bano Rashid, de 18 años y miembro de una familia de inmigrantes kurdos, es una de las 68 personas tiroteadas por Breivik en Utøya.

Etiquetas