Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Educación

Jaime Fatás: "En un intérprete, los valores éticos son fundamentales"

Zaragozano del 59, es profesor de la Universidad de Arizona en Tucson. Allí dirige el programa de grado en Traducción e Interpretación Médica y Judicial, el más grande del país.

Jaime Fatás ha formado a más de 1.000 intérpretes.José Miguel Marco

Lleva más de treinta años viviendo en Estados Unidos. En Europa parece un país difícil de entender.

Algunas de las cosas que están pasando últimamente, en lo que tienen de irracional y de hostil, sí son difíciles de entender. Este gobierno flexiona sus músculos para intimidar y autoafirmarse. El uso de la razón y del consenso no es su modo de proceder.

Usted es profesor universitario, dirige un programa de grado que prepara intérpretes para la sanidad y la justicia. ¿Avanza el español en Estados Unidos?

Avanza, pero tiene barreras formidables. El hispano es el sector demográfico más vital, y el idioma resulta imprescindible para la convivencia democrática en muchos estados.

¿Y las barreras?

Trabajo en Arizona, un estado donde el inglés es la  única lengua reconocida oficialmente. En mi condado, el porcentaje de hispanohablantes es del 50%, pero el español, una lengua heredada, no cuenta con ningún apoyo oficial. Está desprestigiada y relegada al ámbito familiar. 

La sociedad, ¿exige cada vez más traductores e intérpretes?

La sociedad plural y democrática, sí. Una buena traducción o interpretación es el primer paso para tener acceso a información fidedigna y de calidad.

¿Qué cualidades debe tener un buen intérprete?

Una aptitud lingüística superior, un conocimiento profundo de los aspectos éticos de su labor y de las técnicas de interpretación, y ser tecnológicamente sofisticado.

¿Y un buen traductor?

Poseer un conocimiento hiperliterario de las lenguas. Si quieres traducir poesía tienes que conocer bien las formas y tropos de cada lengua. No es lo mismo ser traductor que intérprete. No todo el mundo puede ser intérprete;  para serlo, es necesaria la integración de la capacidad cognitiva y motora para procesar información casi a la misma velocidad con que se recibe.

El traductor de Google funciona cada vez mejor. En el futuro, traductores e intérpretes ¿serán sustituidos por la tecnología?

Ya están siendo sustituidos por traductores automáticos que usan tecnologías basadas en la inteligencia artificial, cadenas de algoritmos y bases de datos extensas, big data. Los resultados que ofrecen son sorprendentes... pero no perfectos.

¿Por qué?

Porque no consiguen adaptarse a las variantes personales. En muchos casos, la deshumanización presenta conflictos éticos que tenemos que afrontar. No todo el mundo sabe manejar la tecnología. En Estados Unidos se han desarrollado muchas variantes del español. No es lo mismo traducir o interpretar para hispanohablantes puertorriqueños residentes en Nueva York, que para una población de origen mexicano de San Diego.

Antes hablaba de valores éticos. ¿Realmente son necesarios?

Son fundamentales. Para ser intérprete o traductor es indispensable ponerse en el lugar del otro y pensar como él, captar las ideas que quiere trasmitir y proceder en un marco dialógico y de respeto mutuo. Tenga en cuenta que trabajo en el ámbito de la justicia y de la sanidad, donde el acceso y los matices resultan muy importantes. En los encuentros con doctores y jueces a menudo hay grandes diferencias jerárquicas de autoridad, poder y prestigio entre estos y los ciudadanos de a pie, especialmente si son inmigrantes.

Resultan vitales, y nunca mejor dicho.

Desde la National Hispanic Health Foundation hemos hecho una propuesta para que se estandarice la enseñanza del español médico. En Tucson estamos al lado de la frontera con México. Es una zona caliente, meteorológica y políticamente, en el ojo del huracán de los asuntos migratorios. Y lo que hacemos nosotros, proveer acceso lingüístico y cultural, aparte de ser difícil técnica y cognitivamente, es imprescindible para la justicia social y el funcionamiento democrático. Es una zona con un alto índice de población hispana, muy vapuleada últimamente por los estamentos oficiales. Con frecuencia, nuestra labor presenta conflictos éticos entre el trato justo y la aplicación de la ley.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo