Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

Conflicto sirio

Rusia califica de "peligroso" el planteamiento de los "Amigos de Siria"

El ministro de Asuntos Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, cree que debe de ser el Consejo de Seguridad de la ONU quién evalúe cómo se cumplen las propuestas.

El ministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguéi Lavrov, calificó hoy de "peligroso" el planteamiento del grupo de los "Amigos de Siria", que este domingo reconoció al Consejo Nacional Sirio (CNS) como "representante legítimo de todos los sirios".

"Creo que se trata de un planteamiento peligroso y en realidad va en contra de los esfuerzos que realiza en estos momentos Kofi Annan por encargo del secretario general de la ONU con el apoyo del Consejo de Seguridad", declaró Lavrov en rueda de prensa celebrada en la capital armenia, donde está en una visita de trabajo.

El jefe de la diplomacia rusa apuntó que el reconocimiento de determinados grupos opositores como representante legítimo de todo el pueblo de Siria deja al margen de la ley al resto de las organizaciones y a las autoridades de ese país.

Lavrov reaccionó así a las decisiones tomadas este domingo por la segunda conferencia de los "Amigos de Siria" reunida en Estambul, que reconoció al CNS como principal organización opositora en el exilio y "como interlocutor principal para las negociaciones en Siria y organización paraguas para la oposición siria".

El ministro ruso también respondió a la exigencia de los "Amigos de Siria" de que el conflicto en el país árabe sea resuelto "en cuestión de días, no semanas".

"Los ultimátum y los plazos artificiales rara vez ayudan al proceso", indicó Lavrov, que agregó además que los resultados de la misión negociadora del enviado especial de la ONU para Siria, Kofi Annan, deben ser valorados por el Consejo de Seguridad y "no por los 'Amigos de Siria'".

Recordó que "Kofi Annan cuenta con el mandato del secretario general y del Consejo de Seguridad (de la ONU) y es el Consejo de Seguridad quién evaluará cómo se cumplen sus propuestas".

El titular de Exteriores reiteró el apoyo de Moscú a la misión de Annan y al cumplimiento de todas sus propuestas por todas las partes en conflicto, Gobierno y oposición.

Lavrov admitió que el Gobierno de Damasco debe ser el primero en dar un paso hacia la solución pacífica y retirar sus tropas de las ciudades, pero recordó al mismo tiempo que el plan del ex secretario general de la ONU contiene también exigencias a la oposición armada.

"Sí, el Gobierno sirio tiene el deber, y así lo estipula el plan de Kofi Annan, que apoyamos, de dar el primer paso y empezar a retirar las tropas", dijo.

Agregó, al mismo tiempo, que si la retirada de los militares no se acompaña de iguales acciones por parte de los que combaten a las fuerzas gubernamentales difícilmente se lograrán buenos resultados.

Lavrov dijo que en Moscú esperan dos nuevas delegaciones de la oposición interna siria, "que representan distintos estratos de la sociedad siria".

Rusia, según el canciller ruso, declinó la invitación para participar en las dos conferencias de los "Amigos de Siria" por la ausencia en éstas de todos los representantes de la oposición siria y del Gobierno del presidente Bachar al Asad.

"Nosotros sí que intentamos ser amigos de todos los sirios, y no sólo de una parte del pueblo sirio", subrayó Lavrov.

Etiquetas