Despliega el menú
Economía
Suscríbete

IRLANDA

La revuelta política complica el rescate irlandés

Grecia recibirá el tercer tramo del paquete de ayuda financiera de la UE y del FMI.

Un hombre protesta con dos pancartas a las puertas del Parlamento irlandés en Dublín.
La revuelta política complica el rescate irlandés
ENDA DORAN/EFE

Irlanda continuó negociando ayer con la UE y el FMI las condiciones de su rescate financiero, con la urgencia añadida de tener que ratificar el "proceso presupuestario" para convocar después elecciones generales, en medio de una revuelta interna en el partido del jefe del Ejecutivo, Brian Cowen.

Un grupo de diputados del gobernante Fianna Fail (FF) anunció en las últimas horas que estudia la posibilidad de presentar una moción de censura contra el primer ministro, lo que añadió incertidumbre política a la grave situación económica de este país.

A pesar del ruido creado por este, de momento, reducido número de opositores, los estatutos del partido establecen que se necesitan al menos 18 firmas para presentar una moción de censura. Si prospera, se podría plantear la próxima semana, aunque los expertos creen que no se llegará a ese número de firmas.

Por si acaso, los ministros de Finanzas y Transporte, Brian Lenihan y Noel Dempsey, respectivamente, salieron en defensa de Cowen e insistieron en que su líder guiará al partido en las próximas elecciones generales.

El primer ministro recordó que la prioridad es aprobar en el Parlamento el próximo 7 de diciembre los presupuestos generales del Estado para 2011, que contemplan recortes por un valor de 6.000 millones de euros.

Exigencias a Grecia

Por otra parte, la UE y el FMI exigieron a Atenas más esfuerzos de ahorro y cambios estructurales, después de acordar poner a su disposición el tercer tramo del paquete de ayuda financiera.

Del paquete de rescate mediante préstamos acordado en abril para salvar a Grecia de la bancarrota, por un total de 110.000 millones de euros, se hará efectivo el tercer tramo de 9.000 millones de euros entre diciembre y enero próximos. Pero los expertos internacionales alertaron a los griegos de que aún les quedan grandes esfuerzos por hacer para poder reducir en unos 16.000 millones de euros su déficit fiscal hacia 2014.

Entre tanto, los dos principales sindicatos de Portugal protagonizarán hoy la primera huelga conjunta en 22 años, en protesta por las medidas de ahorro impuestas por el gobierno.

Etiquetas