Despliega el menú
Economía
Suscríbete

AGRICULTURA

Asaja se manifestará en Zaragoza ante la "situación límite" que vive el campo

La organización agraria aragonesa, que ha convocado para mañana una concentración en Zaragoza, asegura que el sector primario "nunca ha estado tan mal como ahora".

Desolador. Así es el panorama que los representantes de Asaja en Aragón dibujaron ayer al describir la situación que atraviesa el sector agrario de la comunidad. Los gastos de producción están por las nubes. El litro de gasóleo se paga a 0,60 euros más que el pasado año y los fertilizantes se han encarecido unos 420 euros por hectárea. "Ahora que tenemos agua, no vamos a poder sembrar porque los costes de producción son irracionales e inviables", destacó el secretario general de Asaja-Huesca, Fernando Luna.

La ganadería no lo está pasando mejor. Por poner un ejemplo, "con cada novillo de engorde el productor está perdiendo hasta 300 euros", explicó Luna, que responsabilizó a "la descabellada" subida de los precios de los piensos el cierre de centenares de explotaciones y pérdidas que suman los 100 millones de euros.

Y mientras los ganaderos y agricultores apenas consiguen que los precios de sus producciones cubran los cada vez más elevados gastos, tienen que ver como sus alimentos alcanzan precios desorbitados en los lineales de los supermercados, criticó el presidente de Asaja Aragón, José Manuel Cebollada.

Esta "situación límite" explica la decisión de Asaja Aragón de concentrarse mañana a las 12.00 en la Glorieta Sasera de Zaragoza. Una movilización, detallaron los representantes de la organización agraria, a la que están convocados todos los agricultores y ganaderos "sean de las siglas que sean", así como cualquier ciudadano que esté cerca y comparta las reivindicaciones de un sector "que nunca ha estado peor que ahora", aseguró Cebollada.

La organización agraria aprovechará la protesta para promocionar una de las producciones aragonesas más destacadas, el ternasco de Aragón, y para ello repartirá bocadillos de esta carne cuyos productores están sufriendo una de las más profundas crisis de su historia.

Decálogo de reivindicaciones

"La agricultura y la ganadería se están hundiendo y si no se les ayuda desaparecerán", advirtió Luna, que explicó que Asaja Aragón acude a la movilización con un decálogo de puntos en los que basan sus reivindicaciones.

La organización agraria exige que se cumplan las necesidades estructurales del sector. Una de ellas es el agua, otra la energía. Luna volvió a recordar que el Pacto del Agua se firmó en 1992 y "aún no hay nada de nada". El representante de Huesca insistió en que "tenemos que saber si dispondremos del recurso para poder estabilizar nuestras producciones". Asaja mostrará además su más rotundo rechazo a la subidas de la tarifa eléctrica porque, denunció Luna, "estamos viendo un traslado de industrias agroalimentarias a provincias limítrofes como Lérida y Navarra por los costes de energía".

Muy críticos con las políticas desarrolladas por la Administración europea, nacional y autonómica, los responsables de Asaja lamentaron los "parcheos" realizados hasta ahora y exigieron al Gobierno central "que sea firme ante los recortes de la Política Agraria Comunitaria. La protesta servirá, además, para exigir un gasóleo profesional para el campo, "porque ahora es el momento de reivindicarlo y conseguirlo", destacó Cebollada.

Al consejero de Agricultura, Gonzalo Arguilé, le reconocieron el esfuerzo realizado con el Plan Renove, que sin embargo, tacharon de "insuficiente" y le exigieron, como lo harán en la concentración mañana, que ponga sobre la mesa "más voluntad política y mayor presupuesto" -dijo el presidente de la organización- para favorecer la incorporación de jóvenes y para modernizar las estructuras agrarias.

Etiquetas