Economía

laboral

Preocupación entre las pymes aragonesas, que piden retrasar el registro obligatorio de jornada

Numerosas dudas entre las empresas de la comunidad sobre cómo aplicar el real decreto que ha entrado en vigor. Los sindicatos celebran una "reivindicación histórica" para aflorar las horas extra no pagadas.

Desde este lunes es obligatorio fichar las entradas y salidas a todos los trabajadores. La opción más infalible es la huella dactilar porque el dedo es intransferible, mientras que tarjetas, llaves o códigos sí pueden pasar de mano en mano. Hay que registrar el horario de entrada y de salida.

Las numerosas dudas sobre la aplicación del registro horario obligatorio han hecho que se haya pedido incluso el retraso de su entrada en vigor. Cepyme Aragón solicitó el pasado viernes la "suspensión temporal" hasta que se desarrolle la normativa. "Supone más carga administrativa para las empresas, sobre todo para las pequeñas, porque las grandes ya tenían sus sistemas", ha apuntado Carmelo Pérez, secretario general de la patronal de la pyme. En ello ha coincidido desde CEOE Aragón, Jorge Díez-Ticio, que recuerda que "el 98% del tejido empresarial de Aragón son empresas pequeñas". Han criticado la "incertidumbre" que abre en las compañías sobre cómo cumplir con la medida que entra en vigor este domingo, 12 de mayo. En la lista de sectores con problemas plantea qué ocurrirá "en las subcontratas de servicios, las ETT, cómo se regulará en el sector del transporte donde ya hay una regulación mediante tacógrafos, cómo se computan los desplazamientos o qué ocurre con las actividades sin centro de trabajo".

La recomendación de Cepyme a las consultas que han tenido en las últimas semanas ha sido de "prudencia y cumplimiento" y si no ha habido tiempo de implantar un sistema tecnológico, "que lleven un registro, aunque sea a mano, en unos folios". Así, ante una posible visita de la Inspección de Trabajo, que se pueda demostrar "voluntad de cumplir la ley". Un sistema que también ha aconsejado el Colegio de Abogados de Zaragoza a los rezagados. "Es arcaico pero no queda más remedio que ir a lo funcional, papel y boli, si no ha dado tiempo", señala Eduardo Isla, abogado. Todos ven "muchas lagunas e incertidumbre" a la hora de aplicarlo. "Se podía haber desarrollado con más calma", plantea asimismo Isla.

"Reivindicación histórica"

Los sindicatos no esconden su satisfacción con lo que consideran una "reivindicación histórica", pero también ven problemas. Es una norma "positiva", pero "insuficiente", ha apuntado José de las Morenas, responsable de Salud Laboral de UGT Aragón. Ha criticado que pueda quedar a voluntad de la empresa cómo establecer el sistema. "Instamos a que se negocie", ha añadido Sonia García, secretaria de Acción Sindical de CC. OO. Aragón. Los sindicalistas esperan que sea eficaz como herramienta para el control de las horas extra no compensadas ni pagadas. De las Morenas ha confiado en que "afloren recursos para la Seguridad Social" y se ponga fin a fraudes como ofrecer contratos de media jornada para trabajar ocho horas. Situaciones que no se suelen denunciar "por miedo a perder el empleo", ha reconocido. Pese a los problemas de cada sector creen que "es cuestión de voluntad". Para los trabajadores que pasan parte de su jornada fuera del centro de trabajo ven una posible solución en el uso de aplicaciones móviles. "Vale un registro de firma, pero entendemos que las app están casi al alcance de cualquiera", ha apuntado De las Morenas. En empresas como la aragonesa Efor, que dispone de ellas, han visto "mucho interés y urgencia" en los últimos días. Su sistema permite registrar la entrada y salida, además de periodos de comida o si se tiene que salir, por ejemplo, al médico. Si el trabajador tiene activado en su móvil el geoposicionamiento también puede utilizarse la geolocalización. Entre las empresas que les han consultado en las últimas semanas hay desde autónomos con dos trabajadores a compañías con más de 1.000 empleados. "La obligación es para todos igual", han recordado. 

Las obligaciones

1. Registro diario del inicio y final de la jornada. El Real Decreto-ley 8/2019, de 8 de marzo, de medidas urgentes de protección social y de lucha contra la precariedad laboral, que regula el control de la jornada de trabajo, indica que el registro debe ser diario e incluir el inicio y final de la jornada, explican desde el Colegio de Abogados de Zaragoza.

2. De todos los trabajadores. En principio, se alude a todos los empleados, por lo que por «cautela» desde el citado Colegio aconsejan que fiche también la alta dirección, aunque habría dudas.

3. Pacto o preaviso. El decreto no detalla cómo implantar el registro horario, solo indica «que se puede pactar con los representantes de los trabajadores» y si no hay nada previsto la empresa puede preavisarles de cómo lo va a hacer.

4. Cuatro años. Los registros se tienen que conservar cuatro años.

5. Acceso al registro. La norma señala que tiene que estar a disposición de los trabajadores, el comité y la empresa. Los juristas y empresarios advierten de una posible colisión con la Ley Orgánica de Protección de Datos.

Etiquetas
Comentarios