Despliega el menú
Economía

economía

Anfac reclama un plan renove para impulsar la compra de vehículos de combustión

La Asociación de Fabricantes de Automoción insiste en su urgencia tras las recientes caídas registradas en las ventas de coches.

José Vicente de los Mozos, este lunes, en el acto de Anfac.
José Vicente de los Mozos, este lunes, en el acto de Anfac.
Paco Campos/EFE

La Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac) propuso este lunes al próximo Gobierno que surja tras las elecciones que ponga en marcha un plan de incentivos para la adquisición de vehículos de combustión, con un presupuesto anual de 50 millones de euros. Este se complementaría con uno de impulso a la movilidad alternativa, con 150 millones de euros anuales.

En el marco de la presentación del plan de Movilidad de Anfac, el vicepresidente ejecutivo de la organización, Mario Armero, afirmó que desde la organización reclamaron además a los partidos un plan de renovación del parque de tres años, con un presupuesto anual de 200 millones de euros. Este montante se dividirá, según Armero, en “un mínimo” de 150 millones de euros para impulsar la movilidad de vehículos de cero o de bajas emisiones, así como en otro programa anual de 50 millones de euros en este período para incentivar la adquisición de vehículos con sistemas de propulsión de combustión.

El directivo insistió en que este plan orientado a los motores de combustión se ha convertido en necesario, más aún a raíz de la caída de las ventas de automóviles registrada en los últimos meses, pero también por la incertidumbre generada por la campaña contra el diésel o el gasolina. “El cliente no sabe qué vehículo comprarse”, lamentó.

Iniciativas “autosuficientes”

Asimismo, Armero incidió en que los planes de incentivos a la adquisición de vehículos en Españason autosuficientes”, ya que son iniciativas que generan más recaudación de lo que cuestan, como se ha demostrado con programas anteriores como los planes Pive o 2000E.

Al mismo tiempo, quiso destacar que la propuesta de Anfac de suprimir el impuesto de matriculación para crear uno de circulación vinculado al uso, no a la compra, tendría un efecto “neutro” sobre la recaudación fiscal nacional, pero sí favorecería una mejora en la calidad del aire, así como un aumento de la seguridad vial.

Por otra parte, el presidente de la organización, José Vicente de los Mozos, aseguró que sin que exista un mercado fuerte en España de movilidad de cero emisiones no tiene sentido que se fabriquen vehículos eléctricos en el territorio nacional. “Debemos avanzar en las infraestructuras, generar confianza en el cliente; sin eso, no es posible que el mercado sin emisiones sea potente. Y si no es potente, ¿para qué se van a fabricar coches eléctricos en España?”, se preguntó.

El directivo matizó que, respecto al diésel, los modelos actuales tienen unas emisiones mucho menores que los antiguos, por lo que demandó un respaldo “más comprometido” por parte de las administraciones para una movilidad eficiente de bajas o cero emisiones, pero que refuercen una “neutralidad tecnológica”, sin que se penalice ninguna.

El máximo responsable de la asociación criticó que declaraciones como las del Gobierno de Pedro Sánchez en relación con que no se podrán vender vehículos de combustión en España en 2040 “son perjudiciales” para el mercado, puesto que provocan caídas de ventas.

Etiquetas
Comentarios