Despliega el menú
Economía

El futuro digital pasa por la alianza entre las grandes compañías y 'start up'

La oportunidad nace del 'baile entre elefantes y gacelas'. Así lo ha escenificado hoy Miguel Arias, director de Emprendimiento global de Telefónica, en el desayuno de trabajo organizado por HERALDO y Telefónica

Los ponentes en el desayuno organizado por HERALDO y Telefónica
Los ponentes en el desayuno organizado por HERALDO y Telefónica
Guillermo Mestre

"Grandes compañías y 'start up' han de trabajar juntas. El mundo digital es un ecosistema muy abierto que obliga a las empresas a estar continuamente reinventándose para no desaparecer". Es la advertencia que ha lanzado este jueves Miguel Arias, director de Emprendimiento Global de Telefónica, a los empresarios que han participado en el desayuno de trabajo, organizado por HERALDO y Telefónica, en el hotel Reina Petronila de Zaragoza con el título de 'Oportunidades de la innovación abierta y la digitalización para Aragón'

"La vida de las compañías en Estados Unidos es cada vez más corta. Antes la media era de 60 años y ahora está en 20. Telefónica acaba de cumplir 94 años y su aspiración es ser como 'Benjamin Button' (en alusión a la famosa película que cuenta como el protagonista lleva el ciclo contrario a la vida, que de viejo vuelve a ser joven) y reinventarse permanentemente para renacer", ha dicho Arias, emprendedor durante toda la vida, fichado hace un año por la compañía que preside José María Álvarez-Pallete.

"En un momento de tormenta perfecta, en el que superponen a gran velocidad, la inteligencia artificial, los primeros coches autónomos que circularán por Estados Unidos a principios del año que viene, el internet de las cosas con 30.000 millones de objetos conectados entre sí, los usos concretos del 'blockchain y esa red de  conectividad a través del 5G que no deja de crecer, las grandes compañías tienen que estar muy atentas a lo que se hace fuera", ha recomendado Miguel Arias.

Poniendo como símil a dos animales de la selva, ya que su ponencia ha llevado por título 'El elefante baila con las gacelas: Innovación abierta en grandes corporaciones', este experto de Telefónica ha querido dejar claro que los gigantes como Telefónica tienen que alimentarse del talento de las pequeñas empresas tecnológicas o 'start up'. "La compañía en la que trabajo es como el elefante, un animal imparable cuando se mueve, pero tiene que aprender a bailar con la gacela o la  'start up' innovadora, sin pisarla, es decir saber acompasarse con ella, que es mucho más frágil, tiene menos burocracia, pero concentra mucho talento", ha señalado. Al tiempo, ha recordado que Telefónica trabaja con 50 centros de innovación, entre ellos el 'Open Future' de Zaragoza, y 11 'hubs' de innovación en toda Europa, así como con 100 'start up' para las que también resulta imprescindible estar con esta gran compañía que les "obliga a medirse en el mercado". "Nuestro valor es poder dar negocio, establecer una relación de 'win-win', en la que las dos partes ganan con las 'start up'" emergentes.

Para establecer esta fructífera alianza, según Miguel Arias, son fundamentales cuatro etapas: la primera consiste en encontrar a los mejores emprendedores de todo el mundo y eso pasa por "juntarnos con los inversores locales y coinvertir en ellos". La segunda, ha precisado, es elegir para trabajar no a empresas embrionarias sino un poco más maduras, es decir, que "no seamos su primer cliente sino el décimo 'partner'". La tercera etapa, ha añadido, es 'focalizarnos muy bien en lo que nos interesa ya sean datos, vídeos, Inteligencia Artificial, u otra tecnología y ver cómo sacamos innovación hacia afuera" y por último, ya en la cuarta fase, establecer alianzas con gobiernos regionales y con grupos empresariales para trabajar juntos", ha señalado. Así, ha concluido, "con esta interconexión entre grandes empresas y 'start up' se potenciará la digitalización y se creará empleo de alta calidad teniendo un efecto multiplicador".

Tras la intervención de Arias, ha tenido lugar una mesa redonda moderada por Mikel Iturbe, director de HERALDO, que ha contado con la participación de Antonio Bengoa, director de Relaciones Institucionales de Telefónica EspañaJonathan Stordy, CEO del Grupo Ágora (Ambar); y Álvaro Antoñanzas, cofundador de DeuSens.

"Las empresas tienen que tener un plan de innovación abierta. Es necesario transformarse", ha subrayado Bengoa. "La tecnología iguala el campo de juego para todas las empresas y las 'start up' se mueven de forma más rápida y hay que aprovechar su fuerza en tecnologías disruptivas", ha puntualizado. "En Zaragoza nos dimos cuenta de la desconexión que había entre lo que el cliente pedía y lo que las tiendas del comercio tradicional podían darle y hemos creado el Open Future en la antigua estación de Utrillas", ha indicado a modo de ejemplo.

Por su parte, Stordy se ha referido a la necesidad de conjugar tecnología y tradición. "Estamos construyendo una nueva fábrica de cerveza, que acabaremos en marzo, con una inversión de 50 millones, que se añade a la antigua que tenemos en el barrio de San José  de Zaragoza. Somos la única en España que estamos produciendo y fermentando en tinas abiertas. Parece que la cerveza es un producto humilde, pero su proceso de malteado, maceración, cocción y envasado requiere de una tecnología muy precisa. Nuestro trabajo es una combinación de alta tecnología y artesanía", ha descrito el directivo que ha elogiado la labor que hace el jefe de sistemas, Paco de Miguel, a la hora de construir la arquitectura tecnológica que precisa Ambar.

El también participante en la mesa redonda, Antoñanzas, ha hablado de cómo DeuSens nació de un proyecto final de grado sobre realidad virtual impulsado por tres socios que apenas contaban con inversión pero cuatro años después, ha explicado, con mucho trabajo han sabido encontrar su sitio e incluso que las grandes multinacionales les paguen los proyectos no a 60 días o más sino cuando los acaban. "Con Telefónica hemos estados sentados un par de veces pero aún no hemos llegado a nada", ha ironizado, provocando las sonrisas del público, que ha asistido también al intento de hacer negocios en directo, protagonizada por el CEO del grupo Ágora, que ha lanzado el guante a Telefónica de que les apoyen para hacer del 'corazón de su negocio' la antigua fábrica de San José, un "sitio de peregrinación para artesanos de la cerveza y un imán para atraer más turismo a Zaragoza. "Soy inglés", ha dicho, "pero esta ciudad se merece ser más conocida y deberíamos hacerlo y asumir más riesgos juntos", ha señalado.

Antonio Bengoa, de Telefónica, ha aludido a que "la rueda tecnológica no para" y es mucho lo que queda por hacer en esta era digital. "Vamos a necesitar entre 2 o 3 millones de personas con habilidades tecnológicas y hay que ser conscientes de que lo que aprendes hoy, mañana no te vale", ha asegurado. Antoñanzas, de DeuSens, ha incidido en que para las 'start up' es fundamental tener claro un plan de negocio rentable porque "hay muchos cantos de sirena" que te pueden despistar. Stordy, por último, ha incidido en que la clave para tener futuro es "aunar historia y tecnología".

El colofón lo ha puesto Javier Zorrilla, director general de Territorio Norte de Telefónica, al incidir en que "hay dos realidades productivas condenadas a entenderse" y que son las 'start up' y las grandes empresas las que tienen que retarse y aliarse para innovar, fortalecerse y crecer. "En breve vamos a retar a las empresas de Aragón a que sometan a innovación abierta procesos reales de su producción. Queremos implicar a la DGA porque es de su interés que se digitalicen y puedan atraer talento de fuera". Algo, ha dicho, que no podríamos hacer "sin ancho de banda y conectividad de redes, unas redes fiables y escalables" que han supuesto, ha matizado, "inversiones en los últimos años en España de 11.000 millones y 500 en Aragón para conseguir este despliegue y que más del 80% de la población de la provincia de Zaragoza disponga de fibra óptica".

Al desayuno organizado por HRERALDO y Telefónica ha asistido la consejera de Innovación del Gobierno de Aragón, Pilar Alegría, que ha puesto el acento en la necesidad de que "haya más fluidez entre emprendedores y empresas para avanzar en este vector crítico para la vida política, económica y social, que es la tecnología". Recordando la ley de la ciencia, de la que se ha dotado la comunidad autónoma, y el esfuerzo que se está haciendo desde la Universidad de Zaragoza y la DGA por acercar los centros de transferencia tecnológica a las empresas, la consejera se ha referido a la importancia trascendental que el sector agroalimentario tiene para Aragón y ha mencionado la aceleradora tecnológica del sector porcino que, impulsada por el CITA y la Fundación Aula Dei, se va a poner en marcha en marzo en Ejea de los Caballeros, para hacer de palanca del sector hacia el futuro digital.

Etiquetas
Comentarios