Despliega el menú
Fútbol

FÚTBOL

Alejandro Puertas, talento aragonés en la liga armenia

El centrocampista ofensivo de 20 años criado en las categorías inferiores del Real Zaragoza ha militado los últimos seis meses en el Lori FC de este país.

Alejandro Puertas al término de un partido con el Lori FC en la Liga armenia.
Alejandro Puertas al término de un partido con el Lori FC en la Liga armenia.
A. P.

Alejandro Puertas ha estado los últimos seis meses practicando la que es su pasión en el Lori FC de la Primera División armenia. El centrocampista ofensivo de 20 años ha vivido una gran experiencia en Vanadzor, la tercera ciudad más grande de Armenia y situada en el norte del país. "Fui siendo un niño y vuelvo siendo casi un hombre", afirma el joven futbolista. "Al principio las condiciones eran un poco difíciles, con mucho calor y dobles sesiones así que lo pasé un poco mal, pero me terminé adaptando. Los jugadores estábamos todos juntos en un hotel que es patrocinador del club y había habilitado toda la planta para nosotros", apunta.

El jugador criado en la Ciudad Deportiva explica que la liga armenia está actualmente de parón navideño, pero que todavía quedan tres partidos de competición regular. Tras ella, el Lori FC disputará una liguilla por el título entre los seis primeros equipos. El campeón se clasificará para la Champions League. "Empecé jugando y estaba cómodo, pero después tuve una rotura en el isquio y estuve de baja cinco semanas. He estado muy a gusto y ha sido una experiencia fenomenal", asegura Alejandro Puertas, que cuenta que su intención es la de "salir ahora a otro club extranjero" ya que "esta experiencia ya me ha dado todo lo que podía y quiero seguir creciendo", expresa el joven futbolista.

El clima, el idioma, y por supuesto, el fútbol son muy distintos allí. "En verano hace mucho calor, es un clima muy tropical con lluvias repentinas. Allí se habla armenio y también ruso. Inglés también, pero no mucha gente. Yo era nulo en inglés cuando llegué y ahora puedo mantener una conversación sin problema", apunta. "El fútbol es muy físico, con mucho ritmo e ida y vuelta. Muy intenso, tienes que ponerte fuerte sí o sí. No tienes opción. No es el mejor estilo para mis condiciones", asevera Puertas. "En la Liga armenia hay buenos jugadores. Se podría asemejar a una Segunda División B alta", detalla.

Alejandro Puertas comenzó su carrera futbolística en su Zaragoza natal. "Estuve siete años en las categorías inferiores del Real Zaragoza. En edad juvenil salí al Osasuna, estuve un año y no me adapté así que salí al Huesca", cuenta. En su estancia en la cantera oscense, el mediaputa zaragozano se proclamó campeón de España con la selección aragonesa sub-18. En un equipo en el que se encontraban Alberto Soro, Enrique Clemente, los hermanos Vicente y el actual guardameta del filial, Juan Carlos Azón. Tras aquel torneo el Levante le fichó y salió cedido al Formentera, dirigido por el también zaragozano Tito García Sanjuán. En aquella temporada 2017-2018 en Segunda División B, el primer partido que jugó Alejandro Puertas fue el 10 de enero en Copa del Rey ante el Alavés. "Ese debut fue brutal. El estadio -Mendizorroza- era una maravilla", rememora.

Su última experiencia en España no fue tan favorable para el centrocampista ofensivo. "Firmé por el filial del Córdoba en la 2018-2019 y estuve de baja por mononucleosis entre seis y siete meses. Al principio pensaba que era por el calor y porque me tenía que aclimatar. En mi primer partido contra el Écija me mareaba y a los 15 minutos estaba desubicado y no me encontraba bien", asevera. 

Puertas llegó a jugar varios partidos en estas condiciones y durante su periodo de baja se vio incapaz de recuperar esa temporada el mismo nivel que sus compañeros. "En enero rescindí con el Córdoba y en junio me fui a Armenia, que ha sido un cambio total en mi vida. Tenía apalabrada mi llegada a un club de Segunda B y me llamó mi padre para decirme que mi agente había recibido una oferta de un equipo armenio. Me costó un poco, pero me decidí a probar la experiencia y ha sido muy buena", valora Alejandro Puertas.

Etiquetas
Comentarios