Despliega el menú
Fútbol

El optimismo reina entre las dos aficiones

Tanto los seguidores del Huesca como los del Zaragoza confían ciegamente en la victoria de los suyos.

Las aficiones de ambos conjuntos confían en los suyos.
Las aficiones de ambos conjuntos confían en los suyos.
HA

El ambiente en Huesca está siendo inmejorable durante toda la semana. Con el derbi, por fin, a la vuelta de la esquina, son muchos los aficionados que pasean por el centro de la ciudad con la camiseta azulgrana. Aunque, sin duda, el principal punto de reunión estos días han sido las oficinas de El Alcoraz. Allí, desde que el pasado 26 de octubre se pusieran a la venta las entradas para el choque de este lunes, la afluencia de aficionados ha sido “masiva”.

“Vengo a por mi entrada porque este es un partido muy especial para el Huesca. Recibir al Zaragoza no es un partido más y ojalá este año consigamos ganar, aunque igual de importante es que haya un gran ambiente entre las dos aficiones. Mi porra es 1-0 con gol de Melero”, explicaba ayer Juan Carlos, aficionado oscense que acudirá al encuentro junto a su hijo.

El goteo de seguidores ha sido constante según se acercaba una fecha “marcada en rojo” para los oscenses. “La ciudad está volcada con un partido que hace no muchos años era prácticamente esporádico. Ahora es momento de disfrutar y, ojalá, algún año nos veamos las caras en Primera”, deseaba otro hincha altoaragonés.

A pesar de la polémica fecha escogida para el derbi, la hostelería será otra de las grandes beneficiadas de una cita que, solamente en el estadio, congregará a más de 5.000 personas. “Para nosotros que sea en lunes a las 21.00 es perfecto, así lo podemos ver. La gran mayoría de partidos nos los perdemos por nuestros horarios”, explicaba Tonino Valiente, chef del Tatau Bristo, galardonado con una estrella Michelín. “Si me dejaran bajar a mí al vestuario, sería un 5-0 seguro. Los goles serán de Cucho, alguno de Akapo, Vadillo y Melero”, bromea Valiente, que tampoco se perderá una de las citas futboleras más esperadas, tanto en tierras altoaragonesesas como en Zaragoza, donde se confía en el triunfo visitante.

Se espera que alrededor de 700 seguidores blanquillos apoyen a su equipo en El Alcoraz. “La gente está muy ilusionada y tiene fe ciega en los jugadores. El interés por la cita es incluso mayor que en años anteriores”, explicó ayer José Vicente Casanova, presidente de la Federación de Peñas del Real Zaragoza (FPRZ), antes de detallar cómo será el desplazamiento de los peñistas: “180 personas viajarán en autobús y 220 en coches particulares, ya que, al ser día laboral, irán justos de hora. Además, en el estadio habrá unas 200 personas que adquieren las localidades por su cuenta”.

Casanova pidió puntualidad a los zaragocistas que se desplacen a Huesca en autobús, puesto que la Liga de Fútbol Profesional exige que los seguidores sean identificados. “20 minutos antes de partir, todo el mundo tiene que estar en el punto de salida especificado (calle de Miguel Asín y Palacios). Así nos aseguramos llegar puntuales”, añadió Casanova, y adelantó que la nueva mascota de la FPRZ -un león que fue presentado en sociedad el pasado 27 de octubre y todavía no tiene nombre- acudirá a la salida de los autobuses para saludar a sus colegas blanquillos.

El regreso, como es habitual en los desplazamientos a otros estadios, se producirá “justo después” de que finalice el encuentro. “Sabemos que el Huesca ha arrancado la competición mejor que nosotros, pero estamos convencidos de traernos un buen resultado”, concluyó Casanova.

Etiquetas
Comentarios