Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

RAID DE ORIENTACIÓN

Fuertes entre los fuertes

El equipo del club altoaragonés logró en Extremadura el campeonato de España.

Dos miembros del Peña Guara-Oxigen en la cima de un collado durante la última prueba.
Fuertes entre los fuertes
PEñA GUARA

Nervios templados, fortaleza física, capacidad de análisis en cada situación compleja y mentalidad de que todo se puede (y se debe) superar. Aragón gobierna en los raid de orientación. El equipo de Peña Guara-Oxigen se proclamó el pasado fin de semana en Extremadura campeón de España de esta prueba deportiva multidisciplinar. Luis Irache, Javier Ara, Judith Casas, Xavi Rodríguez, Saúl Abril y Jordi Montsalvatge conforman el bloque que se alzó con el trofeo en la última competición del torneo al ganar al Haglöfs de Barcelona, que hasta ese momento les llevaba un punto por encima.

Los raid de orientación aglutinan a especialidades como la carrera a pie, la BTT, el kayak, la natación, el patinaje en línea y la escalada. Enseguida se va la comparativa a la Ironman. Y para despejar cualquier duda, Luis Irache, lo deja claro: "Esto es más duro". Para ayudar a saber en qué consiste el raid de orientación, valga esta pincelada con brocha gorda. Básicamente se trata de una durísima gimkana de casi 20 horas sin parar en el que las tres personas que por equipo salen desde un punto a las 10.00 -siempre es a esa hora- tienen que llegar a la meta. No hay relevos ni nadie se puede quedar atrás y hay que llegar al final con las balizas que esconde la organización. Entre la salida y la meta, un recorrido de unos 150 kilómetros que deben descubrir y salvar con tremendos desniveles. Y para ello hay que correr, nadar -por mar, por pantano o por aguas bravas "sencillas", acota Irache- y hacer movimientos de cuerda, es decir, espeleología o rápeles o tirolinas o barrancos? Esto como mínimo; algunos raids se aderezan con distancias que hay que recorrer en patines o en kayak.

Pero además de la distancia y los desniveles ¿qué es lo que endurece una prueba así? "Que en todo momento tienes que pensar por el recorrido que vas y analizar si hay otros más rápidos", explica Luis Irache.

La clave está en la noche. Cuando el sol se apaga, se acumula el cansancio y es el tiempo de las sombras. Allí, los más fuertes ganan. En esas horas, "el riesgo obliga a que el equipo esté muy compenetrado. Siempre hay que ir juntos para solucionar los problemas que surjan a cualquier compañero", señala. "La cabeza en este tipo de deporte es fundamental. No te puedes ir abajo cuando ves que tus compañeros te esperan. Y por la noche, la orientación es complicada porque pierdes las referencias", matiza Luis Irache. Por esto, los equipos entrenan con especial ahínco en las carreras nocturnas, porque es donde las formaciones se descartan para el triunfo final. La temporada de raid comienza en marzo y termina en noviembre. Mantener la forma en tantos meses es imposible. De allí que los equipos sean de tres deportistas con recambios, y se conformen en función del raid que toque. "Es necesario turnarse para que siempre corran los que mejor están", subraya el corredor del Peña Guara-Oxigen. La regularidad ha sido clave para que el equipo se hiciera con el Nacional. Desde la tercera prueba -el torneo consta de 8 y puntuan las 5 mejores- , en Benasque, siempre han acosado el primer puesto que al final hicieron suyo. El próximo año será el equipo a batir.

Etiquetas