Despliega el menú
Deportes

VOLEIBOL

El CAI Teruel, sin magia

El conjunto aragonés sucumbe ante el Noliko y se complica su continuidad en Europa

Batista remata ante el bloqueo belga.
El CAI Teruel, sin magia
JORGE ESCUDERO

Lo dicen los Reyes Magos: “Nosotros no hacemos milagros, sólo cumplimos ilusiones”. Lástima, pensaba ayer el CAI Teruel, ni una cosa ni otra. En un día tan señalado, todos (o casi todos) felices con los regalos de unos soberanos generosos, la caravana real se marchó de Teruel sin el presente más ansiado por la hinchada y el equipo: la victoria ante la revelación del grupo, el peleón Noliko Maaseik. El conjunto aragonés, un mar de dudas, mantiene también la incertidumbre sobre su presencia en Europa porque la derrota de ayer le complicó las dos opciones que manejaba. La principal, el roscón de nata, esos tres puntos que le hubieran supuesto su casi confirmación en los octavos de final de la ‘Champions League’, se lo comió el Noliko, que ni se inmutó con la presión de los gritos de 2.500 gargantas que llenaron Los Planos.

Un aplauso a todos. Su camino por el mejor torneo continental se tuerce, pendiente de otros invitados que también codician el pase a la siguiente ronda. El próximo miércoles, calculadora en mano, se resolverá la incógnita en los seis grupos. Pero el panorama es muy negro si se tiene en cuenta que se visita la pista del Cuneo italiano. Y el mal menor, el dulce de carbón, su presencia en la eliminatoria de la Copa CEV, está sin rematar. La derrota, un fiasco en la confianza de un CAI que no estuvo a la altura de lo que se esperaba.

La máquina belga funcionó engrasada: 3-1 allí, 1-3, aquí. Trabajo en bloque, voleibol rápido y efectivo, luchadores hasta el extremo. Líderes en juego, en lo más alto del Grupo B. Al CAI Teruel le faltaba un éxito ante un equipo con caché para inyectarse un chute de moral. Al bloque todavía le faltan varios puntos de cocción, transmitir el espíritu colectivo que ha enamorado a una marea naranja ejemplar y a la que ha regalado dos títulos de la Superliga y una Supercopa. No es un conjunto aún, como sí lo demostró el Noliko que estuvo más metido en el partido. Las caras largas, punzadas de dolor en el corazón, cargo de conciencia… Sabedores, jugadores y cuerpo técnico, que así no se merecen estar en ‘Champions’.

El Noliko encontró soluciones a la inesperada baja de su opuesto, Sibide, aquejado en el entrenamiento de un dolor en el hombro derecho.

El holandés Maan, Klinkenberg y el camerunés Wounembaina fueron la gran aportación ofensiva. Pero, lejos de individualidades, el Noliko funcionó como un grupo muy unido, motivándose constantemente. La clave para Óscar Novillo estaba en mejorar el balance saque-recepción jugando con el factor cancha. Sin embargo, estos dos fundamentos no funcionaron a la perfección, necesaria para tumbar al contrincante. Hernán, el cerebro a la hora de gestionar los balones, se volvió loco para colocar el esférico con criterio a algún compañero. El bloqueo fue bueno (13-8), pero no determinante. Categórico se mostró el Noliko negociando la pelota hasta cuando su recepción flaqueaba, decisivo en la segunda línea, letal en la red. Todo lo que le faltó al CAI Teruel que tampoco supo afrontar con la necesaria serenidad las ventajas que tuvo y los puntos finales de los sets. Especialmente en la primera manga –vibrante, intensa, emocionante, agónica-, cuando contó con dos bolas de partido. El Noliko no perdonó.

El CAI se recuperó del golpe en el segundo parcial, no exento de suspense, empujado por su amor propio y el ímpetu colectivo. Los Reyes Magos estaban ya en el palco y su magia inspiraba al equipo. La recepción se entonaba, el ataque fluía. ¿Volvía la alegría? No. El Noliko, sin fisuras, arrebató las sonrisas y remató el trabajo ante el delirio del medio centenar de hinchas belgas. Ahora, toca esperar un milagro en Cuneo y aplicarse en las matemáticas.

Ficha técnica:

CAI Teruel 1 - Noliko Maaseik 3

CAI Teruel Hernán (3), García-Torres (12), Bernal (12), Batista (19), Cáceres (18), Rojas (6) -seis inicial-, Efrón (líbero). También jugaron Machacón, Oroz, Subiela.

Noliko Maaseik Van Harskamp (6), Radovic (7), Maan (15), Klapwijk (7), Van Decraen (8), Wounembaina (16) –seis inicial-, Derkoningen (líbero). También jugaron Sibide, Klinkenberg (13), Van de Voorde (2), Eloi (1), Deroey (1).

Parciales: 28-30 (34 min), 28-26 (28-26), 19-25 (25 min) y 22-25 (23 min).

Árbitros: Dusan Hodon (SVK) y Marcelino Tavares (POR).

Incidencias: 2.500 espectadores, medio centenar seguidores del Noliko, presenciaron el partido en Los Planos.

a. cortés

Batista remata ante el bloqueo belga en el partido de ayer disputado en Los Planos. jorge escudero

jorge escudero

Etiquetas