Deportes
Suscríbete

FÚTBOL

Cuatro meses sin Kaká

El brasileño fue operado ayer en Bélgica de la rotura del menisco. El jugador ya fue intervenido en 2008 en esa misma rodilla, la izquierda.

Mourinho conversa con Kaká, en un entrenamiento en Los Ángeles.
Cuatro meses sin Kaká
AFP

Las penurias y contratiempos de Kaká en el Real Madrid no parecen tener fin. El brasileño fue operado ayer del menisco de la rodilla izquierda por un doctor especialista en este tipo de lesiones, y estará ahora entre tres y cuatro meses de baja. Es como si al brasileño le hubieran echado un mal de ojo al abandonar Italia, porque entre molestias físicas y problemas de adaptación, la otrora estrella futbolística ha dejado más sombras que luces en el Santiago Bernabéu.

La noticia sobre la lesión del jugador sentó como un jarro de agua fría en la concentración blanca en Estados Unidos y dejó en un segundo plano el buen debut de los blancos en su gira estadounidense. Kaká no pudo presenciar el choque de sus compañeros al estar viajando de urgencia a Amberes.

En la ciudad belga, el prestigioso doctor Marc Martens realizó una artroscopia que confirmó la lesión en el menisco "con mínima afectación del cartílago". La intervención concluyó con "éxito", según un comunicado del club madridista. Tanto el jugador como el Madrid eligieron a Martens por su gran experiencia en este tipo de operaciones. Por su mano han pasado rodillas tan codiciadas como las de Ronaldo o Redondo. También Inzaghi, Vicente o Gattuso fueron operados por el insigne doctor.

Pese a la celeridad con la que se ha actuado, el internacional brasileño se perderá la primera parte de la temporada. La gravedad de la lesión sorprendió en el club blanco. Desde que Kaká regresó de las vacaciones sintió molestias y se entrenó al margen de sus compañeros. En el Madrid lo achacaron a la pubalgia que le torturó al final de la pasada campaña y le impusieron un tratamiento específico. Sin embargo, las pruebas demostraron que el problema estaba en la rodilla. Quizás, el esfuerzo del Mundial le ha pasado factura.

Mourinho no dramatiza

"Perder a Kaká por un tiempo no va a ser un drama", aseguró Mourinho antes de conocer el verdadero alcance de la lesión. El técnico portugués se había propuesto recuperar la mejor versión de quien fuera 'Balón de Oro' en 2007. Ahora, deberá esperar hasta el mes de diciembre para contar con él.

Kaká ya fue operado de esa rodilla en 2008, durante su etapa como jugador del Milan, y entonces permaneció tres meses alejado de los terrenos de juego. En cualquier caso, sea por lesiones o por problemas estrictamente deportivos, el rendimiento del brasileño en el Real Madrid sigue decepcionando.

El centrocampista llegó como gran estrella al Madrid y fue presentado ante miles de personas en el Santiago Bernabéu. Era el elegido para formar la pareja letal junto a Cristiano Ronaldo. Sin embargo, enseguida surgieron las dudas. Pese a disfrutar de minutos, el brasileño es un espejismo del futbolista desequilibrante que brilló en el Milan. El Bernabéu tendrá que esperar unos meses más para darle otra oportunidad.

Mientras, quien sí ha comenzado con fuerza la pretemporada es el delantero francés Karim Benzema. De hecho, sus propios compañeros han destacado que su integración es total, después de los problemas de adaptación que tuvo durante la anterior temporada.

El delantero ofreció ayer un gran rendimiento en el amistoso jugado en San Francisco, ante el América de México, y tras el partido recibió otra buena noticia: Laurent Blanc, el nuevo seleccionador francés, le ha incluido en la lista de 22 convocados para el amistoso del próximo 11 de agosto que enfrentará a Francia con Noruega, en Oslo. También ha sido citado Lass Diarra, quien no pudo acudir al Mundial por estar recuperándose de un virus.

Etiquetas