Despliega el menú
Deportes

SD HUESCA

Con la misma moral

A pesar de recibir a todo un ex Primera como el Levante, los oscenses afrontan el choque con el ánimo intacto. Calderón pide intensidad, concentración y ritmo para lograr el triunfo.

El guión no cambia en el cuadro técnico del Huesca con independencia del rival de turno. Y así lo mantuvo ayer Antonio Calderón en la rueda de prensa convocada para hablar del Levante. Mañana visita El Alcoraz un ex Primera, inmerso en una grave situación económica, con suficientes mimbres de calidad en su once para amargar a cualquiera y que quiere encadenar su cuarto partido sin perder.

La receta que Calderón, con el apoyo de Ismael Mariani y Roberto Cabellud, prepara en su cocina para derribar a los valencianos es la siguiente: de primer plato, "intensidad"; de segundo, "concentración" y de postre, "mantener el ritmo que ponemos desde el principio". Todo ello debe desembocar en tres nuevos puntos en el zurrón del Huesca.

La derrota frente al Rayo Vallecano está más que olvidada y analizada por el cuerpo técnico. El entrenador azulgrana subrayó que hay "ganas" de jugar el partido contra un Levante al que se le espera con "mucho ánimo" pese a la semana tan atípica que ha tenido el grupo. El técnico del Huesca se espera encontrar a un rival "fuerte que nos va a poner las cosas muy complicadas".

Por los informes que tiene del rival, Antonio Calderón lo desglosó ayer así: "Es un equipo bien ordenado, que cierra espacios, con experiencia atrás, con calidad en las bandas y con un buen delantero. Empezó bien, luego entró en un bache de resultados pero no de juego por lo que nos pondrá las cosas muy difíciles".

El técnico no eludió en la rueda de prensa el suceso que ha ensombrecido la actualidad del Huesca. El asesinato del hermano de Julián Vara ha causado una gran "consternación en la plantilla", afirmó el técnico, quien deslindó el lado emocional de sus jugadores del profesional. Así, mostró su absoluto convencimiento de que la plantilla "sabrá competir" mañana con independencia de lo ocurrido.

Las principales dudas pueden estar en el centro del campo. Pese a que Sastre está descartado al recaer de su lesión muscular, Ion Erice se queda fuera de la convocatoria por la rotura en el abductor de su pierna derecha. Sin el concurso de Julián Vara por encontrarse en Madrid y con el temor a que Luis Helguera tenga que cumplir un partido de sanción por la tarjeta que arrastra del encuentro frente al Tenerife, Antonio Calderón tiene plena confianza en su plantilla para responder con garantías al juego que ofrezca el Levante.

Etiquetas