Despliega el menú
Balonmano
Suscríbete

España desea empezar la defensa del título mundial con un golpe de autoridad

La selección española de balonmano arranca este viernes la defensa del título con un duelo ante Bielorrusia.

Inauguración del Mundial de Balonmano de Qatar
España desea empezar la defensa del título mundial con un golpe de autoridad

La selección española de balonmano comenzará este viernes la defensa del título mundial que conquistó hace dos años, con un duelo ante Bielorrusia en el que los 'hispanos', como recalcó el técnico Manolo Cadenas, tratarán de dejar claro desde un principio su condición de vigentes campeones.

"Tenemos que salir a dominar, tratar de controlar lo antes posible el partido. No dejarles creer que nos pueden ganar", señaló Cadenas, que parece no haber olvidado los padecimientos vividos hace dos meses para doblegar a Finlandia en la fase de clasificación para el Europeo.

"En Finlandia las pasamos canutas para ganar un partido que se debía resolver con cierta comodidad y Bielorrusia es mucho mejor equipo. Será muy importante marcar la pauta desde el principio", explicó el seleccionador español.

En definitiva, España y su entrenador quieren arrancar el Mundial con un golpe de autoridad, un mensaje directo no ya únicamente a sus rivales en el grupo A, entre los que destacan Catar y Eslovenia, sino a sus máximos oponentes por el oro, las selecciones de Francia, Dinamarca y Croacia.

Para ello, el conjunto español volverá a aportar, como ya demostró en el pasado Memorial Domingo Bárcenas, en el que España se impuso a Hugría, Noruega y Polonia, por un elaborado y dinámico juego ofensivo, en el que jugará un papel fundamental el pivote Julen Aginagalde.

"Para ganar a Bielorrusia vamos a necesitar de todo nuestro potencial y, en ese sentido, Julen es el eje de nuestro ataque", indicó Cadenas, que no mostró ninguna duda sobre el estado físico del pivote español, pese a que Aginagalde no ha podido actuar con normalidad en los últimos meses por una lesión en las costillas.

Igualmente estará en perfectas condiciones para enfrentarse en el Duhail Sports Hall de Doha con Bielorrusia, el lateral izquierdo Antonio García, recuperado de los problemas musculares que le obligaron a perderse la última etapa de la fase de preparación mundialista.

Dinamismo ofensivo al que España deberá añadir su ya habitual solidez en defensa, máxime cuando en las filas del rival figura un cañonero de la talla de Siarhei Rutenka, al que Manolo Cadenas no descarta en aplicar una defensa individual.

"Nunca se sabe, depende de cómo vaya el partido. Es uno de esos jugadores especiales y a veces hay que intentar marcarle como lo que es, uno de los mejores jugadores del Mundo, con un marcaje individual", explicó el preparador español.

Pese a que tanto Cadenas como el resto de integrantes de la selección española se empeñan en advertir de que Bielorrusia no se reduce exclusivamente a Siarhei Rutenka, el jugador del Barcelona monopoliza prácticamente el juego ofensivo de la selección eslava.

Así lo confirman los 317 goles que Rutenka -durante muchos años con Eslovenia- ha firmado en sus 49 partidos con la selección bielorrusa, que no ha dejado de progresar desde el regreso a sus filas del mayor de los hermanos Rutenka.

Decimoquinto en el pasado Mundial de España 2013 y duodécimo el pasado año en el Europeo de Dinamarca, el conjunto bielorruso se ha marcado como objetivo en Catar volver a alcanzar los octavos de final.

Etiquetas