Despliega el menú
Deportes

El reto de los paralímpicos

España busca superarse en los Juegos de Río, que celebran hoy su inauguración.

El equipo nacional, este martes en la ceremonia de izado de la bandera española en la Villa Paralímpica. @paralimpicos
El equipo nacional, este martes en la ceremonia de izado de la bandera española en la Villa Paralímpica. @paralimpicos

Río de Janeiro vuelve a ser desde este miércoles el centro de la acción deportiva mundial con la celebración de la 15ª edición de los Juegos Paralímpicos de verano, una cita a la que acude esperanzada la delegación española, que desea demostrar que todo su esfuerzo en un duro ciclo de cuatro años no ha sido en vano. La ciudad brasileña, dos semanas después de albergar los Juegos Olímpicos, afronta el examen de acoger otro gran evento deportivo, en esta ocasión el que reúne a los mejores atletas del mundo con discapacidad, dispuestos a demostrar de nuevo, no sólo sus amplias capacidades deportivas, sino su mensaje de superación y de la no existencia de límites.

Un total de 4.350 deportistas poblarán Río de Janeiro, compitiendo desde este martes hasta el domingo 18, entre ellos los 127 -más sus correspondientes guías- que componen la delegación española. La expedición ya está lista y espera volver a instalarse entre las grandes potencias paralímpicas, algo cada vez más difícil por el auge de muchos países, decididos a invertir en esta faceta social-deportiva, y por las dificultades sufridas en España.

Y es que después de Londres 2012, la crisis que azotó el país fue dañina con el deporte nacional, y el de discapacitados lo sufrió aún mucho más. Pero lejos de rendirse, el Comité Paralímpico Español (CPE) se afanó en aprovechar al máximo sus recursos y llegar lo mejor preparados para instalarse entre los 15 mejores del medallero.

España se asentó en el ‘top 20’ hace cuatro años, pero evidenció una bajada de metales paulatina, provocada principalmente por el crecimiento de otros países. De los 71 metales en Atenas 2004 se pasó a los 58 de Pekín 2008 y a las 42 de Londres 2012, cifra que se marca la expedición nacional como objetivo a igualar o superar ahora en Brasil donde competirá en 15 de los 22 deportes programados (atletismo, baloncesto en silla de ruedas, boccia, ciclismo, fútbol-5, judo, halterofilia, natación, piragüismo, tenis de mesa, tenis en silla de ruedas, tiro con arco, tiro olímpico, triatlón y vela).

El deporte paralímpico español ha perdido a alguno de sus referentes en este ciclo como los nadadores Enhamed Enhamed y Richard Oribe, o la judoca Carmen Herrera, pero mantiene a bazas ‘veteranas’ como Teresa Perales. La zaragozana, de 40 años, quiere aumentar su ya laureado palmarés paralímpico, de momento con 22 preseas, e intentar alcanzar a Michael Phelps, que se despidió de Río con 28, para lo que tendría que hacer podio en las seis pruebas que disputa. La aragonesa ha contado en este ciclo con el impulso de la Fundación Telefónica, que le ha convertido en su abanderada y le ha aportado todos los medios para que la sirena de Aragón cumpla con su reto.

En Río también quieren cumplir sus sueños otros tres deportistas de la tierra: el palista Jorge Cardona, que disputa sus terceros Juegos y persigue más medallas tras la plata de Pekín y el bronce en Londres por equipos; y los debutantes María Delgado, que dará el salto en la piscina olímpica con 18 años, y el ciclista Eduardo Santas. Y se encargará de cuidarlos el fisioterapeuta zaragozano Guillermo Aladrén.

Todos participaron este martes, junto con el resto de componentes del equipo paralímpico español en la ceremonia de izado de la bandera en la Villa Paralímpica. Se trata de un acto de bienvenida a las delegaciones, que se celebra tradicionalmente en todas las ediciones de los Juegos.José Manuel Ruiz, abanderado

Antes de comenzar la competición, todos los deportistas vivirán este miércoles la emoción de la Ceremonia de Inauguración (23.15, Teledeporte), con el jugador de tenis de mesa José Manuel Ruiz encargado de liderar a la delegación española en el estadio de Maracaná, el punto de partida para que comiencen los sueños.

Un desfile del que apenas se han revelado detalles. "Será superhumana y despertará los cincos sentidos", anticipó como portavoz Fred Gelli. Dará la salida a unos Juegos sumidos en problemas -en este caso con la venta de entradas y para encontrar la financiación necesaria, lo que ha provocado algunos recortes- aunque se lucirán como los más universales, por contar con el mayor número de países hasta ahora (175). No obstante, el objetivo de la difusión de los valores olímpicos contará con un gran aliado: podrán ser vistos en cualquier lugar del mundo porque se retransmitirán en Internet a través de Daily Motion.

Etiquetas
Comentarios