Comunicación
Suscríbete por 1€

Manuel Campo Vidal: "Soy hijo de la España despoblada, como tantos aragoneses"

El periodista y sociólogo y aragonés presentó este pasado miércoles en Zaragoza los libros ‘La España despoblada’y ‘Pasión por la comunicación: medio siglo de periodismo’.

Manuel Campo Vidal, ayer, en la redacción de HERALDO
Manuel Campo Vidal, ayer, en la redacción de HERALDO
Guillermo Mestre

El comunicador oscense Manuel Campo Vidal (Camporrells, 1951) visitó ayer la sede de la Asociación de Periodistas de Aragón, donde presentó su libro ‘La España despoblada’, y ‘Manuel Campo Vidal. Pasión por la comunicación: medio siglo de periodismo’, un texto escrito por su hermano, Luis Campo Vidal, quien también ha dirigido un documental homónimo (Filmin). Los dos autores conversaron con la presidenta decana de la Asociación y el Colegio de Periodistas de Aragón, Sara Castillero, y el director ejecutivo del Área Audiovisual de HENNEO, Pepe Quílez.

Ha vuelto a la capital aragonesa para hablar de dos publicaciones muy vinculadas a su vida...

Soy hijo de la España despoblada, como tantos aragoneses. En el año 60, mi padre se llevó a la familia a Barcelona porque cerró la fábrica de harinas de mi abuelo. Pero siempre hemos mantenido la relación con Camporrells y cada 30 de julio estamos allí, en la fiesta mayor. Como decía el poeta Salvador Espriu: «El que pierde las raíces, pierde la identidad». Nunca hemos querido perderla, viviéramos en Barcelona o en mi caso en Madrid, adonde me fui el día que cerraron cuatro periódicos del grupo Mundo en Barcelona y nos quedamos 200 periodistas en la calle.

La profesión parece estar siempre en crisis. ¿Vivimos tal vez uno de las peores momentos en los medios de comunicación?

Creo que el periodismo no atraviesa su mejor momento en España porque hay un atrincheramiento de los medios, no de todos, y una necesidad de los periodistas de alinearse ahí, a cobijo de esos medios. Pero la desinformación también le da una oportunidad al periodismo de referencia. Porque eso de que cualquiera, por esa mística del periodismo ciudadano, ya es un redactor, pues no es verdad. Es una situación difícil, pero creo que también es una oportunidad para los medios consolidados.

¿Existe más dependencia que independencia informativa?

El riesgo es que el lector, el oyente o el telespectador no entienda que la información cuesta y hay que ayudar a pagarla. Cambia el modelo, pero no podemos dejar que los medios dependan solo de la publicidad institucional, porque entonces serán menos libres.

En 2019 fundó la Red de Periodistas Rurales. ¿Cuáles son sus objetivos?

La Red de Periodistas Rurales se compone de unas 150 personas. Coordinamos información, porque a veces algo que sale en Teruel interesa, por ejemplo, en Asturias. También creé la Cátedra de Despoblación y Reto Demográfico, por estudiarlo desde el punto de vista demográfico. Y luego, en la manifestación de la España vaciada del 31 de marzo de 2019 es cuando tuve la inmensa suerte de que me encargaran la redacción del manifiesto que leí con Paloma Zuriaga.

¿Cómo cree que debería apoyarse a los profesionales de la comunicación en el medio rural?

En primer lugar, con respecto. Porque del mismo modo que cuando en un pueblo cierra un bar se acaba la conversación, en una comarca, cuando desaparece un medio de comunicación ocurre lo mismo. En segundo lugar, los periodistas locales son absolutamente vitales. Para ayudarles, lo primero que hay que hacer es reconocer el papel que tienen, y darles algunos apoyos para que puedan ejercer su trabajo porque lo que no se comunica, no existe. Es muy importante que se mantengan vivos estos medios de comunicación de cercanía.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión