Despliega el menú
Blog
Suscríbete

Blog - Cuarta dimensión

por Carlos Bogdanich

Las Pirámides y su antiguo poder

Art Pir a
Art Pir a

No solo se mantiene aún en un profundo misterio cómo y para qué se construyeron. Su grandiosidad y número puede haber tenido una finalidad más trascendental, lo que le vengo a llamar como 'Favorecedoras del Equilibrio Cósmico'.

Canales de Energía

Millones de toneladas en piedra milimétricamente diseñadas y montadas, monumentos que se elevan al cielo y esconden todavía secretos en su interior, sensaciones extrañas y psíquicas que experimentan los visitantes que a ellas se acercan; un cúmulo de datos que dan por claro que son centro de una energía invisible pero presente.

Todo en ellas nos habla del contacto del hombre con las energías del Cosmos. Como si fueran, que lo son, el "nexo" entre nuestra existencia y el 'más allá', la puerta de acceso o canal directo con lo estelar.

Independiente de quienes las hayan construído, no podemos negar su adelantada visión Cosmogónica. 

Incluso hoy utilizamos su diseño para explicar y orientar al ser humano en infinidad de sus manifestaciones de evolución. Pero la cosa no queda solo ahí; la "practicidad" del hombre occidental le ha encontrado también otros usos. Según demuestran distintos investigadores y practicantes de la meditación, el relajarse y meditar bajo una estructura piramidal, potencia en grado sumo las capacidades psíquicas del individuo y favorece los 'estados alterados de la consciencia', provocando visiones atemporales.

Algunos confirman que, colocando bajo la cama una pirámide a escala que mantenga las exactas medidas originales, se consigue el mayor plácido sueño y descanso envidia de un faraón.

Yo recuerdo a mi abuelo, en la época en que se usaban las hojas de afeitar, que luego de su uso la ponía debajo de una pequeña pirámide y así siempre la mantenía con su filo adecuado. O bien en esa época se fabricaban de mejor calidad que las actuales, o realmente la pirámide hacía su efecto. 

Pirámides en cadena

Pirámide Chichén Itzá.

A lo largo del tiempo, principalmente en los últimos y debido a los avances tecnológicos en los métodos de observación, se están descubriendo un gran número de nuevas pirámides alrededor de la Tierra. Además de las archi conocidas por todos y por ello muy visitadas, las hallamos en los sitios más inesperados y de difícil acceso. Aparecen en Croacia, en Turquía, en zonas de Rusia y para más 'inri', en lo profundo de los océanos. Pero todas ellas con una particularidad, su ubicación parece concentrarse en una especie de "cinturón piramidal" del Planeta Tierra.

¿ Será que además de las "propiedades que hoy les asignamos, cumplían mucho tiempo atrás, una función energética a nivel global ?...

¿ Sabrían esas antiguas civilizaciones "conectar" con el Cosmos de una forma más directa y beneficiarse de su Energía ?...

Seguramente aún queda mucho por descubrir, no solo un mayor número de ellas desparramadas por el planeta, si no la verdadera razón de su existencia. Lo queramos aceptar o no estamos obligatoriamente ligados al Cosmos, es más, somos parte de él y por ello, vivimos "sometidos" a sus vaivenes.

Felices pesadillas.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión