Despliega el menú
Blog

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

Miss Diciembre para todo el año

Diciembre
Diciembre

En 2008, el grupo zaragozano Miss Diciembre, formado por ex miembros de La Verdad, Atrapados o Nexus, publicaba su álbum de debut: 'Biografía del marqués de Sade'. Ellos mismos aseguraban que hacían "glam rock muy americano pero cantado en castellano y con influencias de las bandas nórdicas de rock". Traducido, escribía yo: rock directo, enérgico, de acelerada pulsación. Y excelentemente fabricado, con potente bases de ritmo, guitarra rockera clásica con resuellos heavies y voz desmelenada a la que a veces le asoma algún que otro (¿e inconsciente?) sarpullido bunburiano. De los clásicos Purple a Iron Maiden, Mötley Crüe, Hellacopters o Backyard Babies, metal-rock para sudar y soltar malos virus.

Tras aquel disco, el grupo emprendía un camino, quizá en la sombra, pero no menos fructífero, pues ahí es nada, ha teloneado a Deep Purple y Thin Lizzy y se ha subido al mismo escenario con L.A. Guns, New York Dolls, House Of Lords, Pretty Floyd, Mama Kin o Dynazty. Todo ello, compaginando trabajo y familias.

Pero no solo eso. Desde tres años atrás han venido pergeñando un disco que ha pasado filtros y alguna peripecia hasta llegar al mercado: grabación en el estudio de Alberto Moliner (ex Distrito 14), vuelta a rehacerlo en los estudios Inguz y más tarde contar con la masterización de Rickar Löfgren, productor de los suecos Mama Kin, quien, según ellos mismos confiesan, “para nuestra sorpresa ha sacado un sonido que está a años luz de otras muestras que nos habían hecho en estudios españoles”. Algo que queda más que evidente en la docena de canciones que configuran el disco, con el título de 'Fuckin' Sleaze' y editado por el veterano sello local Producciones Sin Con Pasiones.

Puro rock'n'roll bajo pátina metálica. 'Wonder Woman' es uno de sus mayores símbolos: guitarras duras, bases contundentes, teclado 'purpleiano', voz agresiva, coros... Acero. Ecos de Guns'n'Roses que, con 'Motherfucker', son los mismos Led Zeppelin y su 'Rock'n'roll' los que asoman la cara, si no el espíritu de Slade. Al grano: estamos ante una producción metal-rockera brillante, maciza, descarada y deliciosamente macarra, algo que el grupo buscaba premeditadamente. Las fotos de Vampi Monahan y la modelo Isabel Gálvez (ver sesión) han subido grados en ese punto macarra, dándole calentura al disco, de lo mejorcito que se ha grabado en su género por estas tierras. Miss metálica no solo para diciembre sino para todo el año. Escúchala pinchando aquí.

Etiquetas
Comentarios