Zaragoza
Suscríbete por 1€

El Barrio Jesús pide de nuevo dar un uso a la Casa del Director de la Azucarera

Desde el Ayuntamiento indican que “no hay nada definido para este edificio” y dicen apostar por “otros proyectos que consideran más necesarios”.

La Casa del Director se terminó de construir en 2020 y desde entonces permanece cerrada
La Casa del Director se terminó de construir en 2020 y desde entonces permanece cerrada
Toni Galán/Aránzazu Navarro

La Asociación de Vecinos y Vecinas del Barrio Jesús de Zaragoza volvió a intervenir en el debate del pleno del 28 de enero sobre la utilización de los  equipamientos municipales sin uso. Sus miembros hicieron hincapié en la necesidad de establecer usos para la Casa del Director de la Azucarera y la construcción de un pabellón deportivo.

Raúl Gascón, presidente de la asociación, fue quien intervino en el pleno, donde aseguró que “el Ayuntamiento de Zaragoza tiene una deuda pendiente con el Barrio Jesús, pues llevamos demasiados presupuestos municipales en los que apenas se reflejan inversiones para el desarrollo de esta parte de la ciudad”. 

Explicó que el crecimiento del barrio ha sido exponencial, pasando de los 8.000 vecinos que había en los años 90 a los casi 18.000 que hay en la actualidad.

La reivindicación que desde la asociación consideran “más fácil y rápida” de cumplir es la de sentarse con técnicos municipales “para hablar sobre los posibles usos de la Casa del Director de la Azucarera”. Gascón asegura a HERALDO que quieren visitarla “para comprobar su estado y estudiar su última rehabilitación”. Cabe recordar que este equipamiento municipal terminó de reformarse en 2020 y desde entonces está cerrado y sin uso.

Gascón asegura que “la Casa del Director es el único equipamiento que se ha arreglado y no entendemos cómo a un equipamiento que está rehabilitado para llegar y entrar no se le dan usos”. “Llevamos desde hace un año solicitando una visita para ver cómo la han rehabilitado, cómo están las dependencias para poder ver qué usos puede tener y queremos estar en la toma de decisiones porque es un equipamiento de barrio”, añade.  

La reivindicación de la asociación es la de establecer este edificio como una casa de juventud para los “alrededor de 4.000 jóvenes de menos de 25 años que tiene el barrio, porque es una necesidad que haya un centro de referencia para los jóvenes”. Pero Gascón asegura que están abiertos a dialogar y estudiar conjuntamente con el Ayuntamiento otros posibles usos.

Creen que darle uso a la Casa del Director es “lo más fácil” de todo cuanto reclaman al ayuntamiento “porque el edificio está reformado de hace poco y creemos que está bien, aunque quizá en este año y pico se han creado humedades o las ratas se han comido los cables. Eso es lo que queremos ver. Pero sería lo más rápido y fácil de actuar y no nos valen excusas sobre el coste de los suministros, o que la dotación de personal es muy cara”, aclara Gascón.

Fuentes del Área de Economía, Innovación y Empleo del Ayuntamiento de Zaragoza explican que “de momento no hay nada definido para ese edificio, se han pensado diferentes posibilidades, pero acondicionarlo cuesta un dinero que el Área, en estos momentos, apuesta por destinar a otros proyectos que consideran más necesarios”.

Aseguran que “tras la pandemia la consejería se está centrando en la recuperación, en la ayuda a los autónomos, empresarios, vamos al tejido empresarial local, con el fin de que recuperen su potencial y puedan recuperar el volumen de negocio que tenían antes de la crisis”. Es decir, que “el Área en este momento tiene otras prioridades para que el tejido empresarial local pueda recuperar su pulmón”.

Por último, destacan que “se sabe que los vecinos tienen ganas de que se abra este espacio, pero su puesta en marcha cuesta dinero y también personal, del que en estos momentos el Ayuntamiento no se dispone, y es prioritaria la apuesta económico-empresarial para la reactivación económica de Zaragoza”.

Otra de las reivindicaciones del barrio Jesús es la construcción de un equipamiento deportivo, “pendiente desde los años 90”, según indica Gascón. “Es lo que más urge para dar servicio a los colegios, principalmente, y al barrio en su conjunto”, expone Gascón que añade que es una obra que ya se ha contemplado en anteriores presupuestos pero que “por una cosa o por otra no se ha llegado a realizar y ha dejado de estar en los presupuestos municipales”.

Desde el área de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza exponen que, aunque “estas cuestiones no estén contempladas en el primer borrador de los presupuestos” para este año, se “puede estudiar” hacerlas a través de “otro tipo de partidas”. Ya que, por ejemplo, para la construcción de un polideportivo primero es necesario redactar un proyecto, algo que podría hacerse a través de otras partidas.

Gascón considera que estas demandas “se necesitan y están vinculadas al crecimiento del barrio” aunque es consciente que la construcción del pabellón es “más complejo” porque los proyectos nuevos requieren de “una serie de plazos, redactar el proyecto, licitarlo etc.”

De cualquier modo, Gascón recalca que la asociación quiere participar: “Pedimos poder participar porque cada vez tenemos menos sitios donde hacerlo. Antes al menos teníamos los presupuestos participativos. No eran grandes partidas, pero podríamos decidir sobre algo, pero ahora ni eso”.

Respecto a la Casa del Director de la Azucarera, cabe recordar que tras dos licitaciones que quedaron desiertas, a comienzos de 2019 el Ayuntamiento sacó a concurso por tercera vez consecutiva la reforma del inmueble por un valor de 430.000 euros (IVA incluido). La intervención incluía actuaciones en carpintería, albañilería, soldadura y electricidad, entre otras. La Casa del Director de la Azucarera dispone de cuatro plantas que se distribuyen en sótano, planta baja, primer piso y buhardilla, y también dispone de un jardín alrededor. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión